N° de Edición 6753
Fototitulares

Los cuatro precandidatos a gobernador se mostraron juntos en Avellaneda

 Los cuatro precandidatos a gobernador se mostraron juntos en Avellaneda.

En un multitudinario acto llevado a cabo el sábado al mediodía en Villa Domínico, partido de Avellaneda, territorio de Jorge Ferraresi, los cuatro dirigentes y precandidatos a integrar la fórmula para la Provincia en las PASO de agosto, hicieron un llamado a la unidad para vencer en octubre al “gobierno de la mentira”, coincidieron en señalar.

“Construyendo la unidad del peronismo”, señaló en su cuenta de twitter el presidente del PJ bonaerense, Fernando Gray, y acompañó la frase con una fotografía en la que se lo puede ver junto a la intendenta de La Matanza y de Lomas de Zamora, Verónica Magario y Martín Insaurralde, respectivamente y a los diputados Axel Kicillof y Fernando Espinoza.

Poker de precandidatos

Los dirigentes, que suenan como precandidatos a gobernador por la provincia de Buenos Aires por el peronismo, participaron del encuentro partidario que se realizó el sábado en el partido de Avellaneda.

El anfitrión, Jorge Ferraresi, inauguró una pileta olímpica en Villa Domínico y destacó: “Hoy nos acompañaron muchos dirigentes de una Provincia que pronto volverá a ser peronista. Las obras para la gente siempre nos encontrarán unidos”.

“Quiero celebrar este encuentro del peronismo bonaerense porque comienza el camino hacia esa lucha que es  la recuperación de los derechos, que vienen quitándonos hace más de tres años y medio. Al pueblo bonaerense y argentino hay que decirle que se terminó este maldito camino que nos lleva al fracaso, al hambre, a la falta de trabajo, a la recesión y a un país que no queremos ver más”, sostuvo a la hora de los discursos Verónica Magario.

Y luego apuntó: “Creemos que la política es para transformar y para hacer el bien a cada uno de nuestros habitantes, pero hoy, tal vez como en el 2001, lo único que quieren decir es que la política no sirve para nada. Sirve para que cuando se llega al gobierno se le da trabajo a la gente, educación a los niños, salud integral y oportunidades de vivir” y aclaró que eso lo hacen “gobiernos sensibles”, contraponiendo con las gestiones de Macri y Vidal.

Críticas y más críticas

“Hoy resulta bastante claro, a tres años y medio, que el gobierno de (Mauricio) Macri y el gobierno de (María Eugenia) Vidal es un fracaso histórico. ¿Cuáles es el plan, la idea que tienen? Tiene dos ideas: la primera es dividir al campo popular, a opositores, sindicalistas y dirigentes” enfatizó Axel Kicillof durante su intervención.

A continuación, el exministro de Economía agregó que “esa idea fracasó y lo demuestra hoy Avellaneda, tenemos la unidad de todos los sectores y toda la oposición para ganar las próximas elecciones. El segundo plan es sacarse la responsabilidad de encima, nunca vi un gobierno que ha mentido tanto para ganar una elección”, señaló Kicillof.

Posteriormente, el diputado nacional advirtió: “Paso a paso hacen daño, rompen todo y le hacen creer a nuestra gente que (Mauricio) Macri no tienen nada que ver, que fue la pesada herencia, que es lo que pasa en China o Japón y que es culpa del gobierno siguiente, porque van a perder las elecciones”.

Y remató su participación aludiendo a los tarifazos: “El único objetivo era que la plata salga de tu bolsillo y vaya a parar a la mano de los empresarios, que son amigos e hinchas de Macri y Vidal. El peso que sale de tu bolsillo va a parar a los bolsillos de ellos. Queremos recomponer esa alegría, reconstruir ese tejido social que devastaron en esta provincia que el Estado abandonó. Vidal es Macri: es una sonrisa con ajuste”.

Insaurralde planteó una nueva etapa del PJ

A su vez en su alocución, Martín Insaurralde planteó: “Cuando pensamos en el bien común de la gente, aceptamos estas convocatorias. Acuérdense de este día, hoy en Avellaneda, cuando el 27 de octubre se realicen las elecciones y el 10 de diciembre cambie el gobierno del ajuste y la mentira”.

“Acá comienza la nueva etapa del peronismo, están todos los sectores, los dirigentes, los gremios, los docentes, los trabajadores, los jubilados, los radicales, los peronistas, los hombres de bien que quieren que esta provincia vuelva a arrancar porque hoy la Provincia está dormida”, apuntó el exdiputado nacional y jefe comunal de Lomas de Zamora.

“El peronismo construye felicidad. Los intendentes peronistas se rompen el alma cuando el Estado se corrió. El Estado le dio la espalda y encima se victimizan aquellos que van sacando los derechos cuando dicen que se terminó la fiesta. ¿De qué fiesta hablan? La fiesta del consumo, de los derechos, de la igualdad, de la inclusión, del derecho a estudiar, del derecho a que nuestros pibes vayan a la universidad. Queremos que siga la fiesta”, sentenció.

A su turno, Máximo Kirchner planteó que “el pueblo argentino se viene sacrificando hace mucho tiempo”, pero aclaró que “a ese sacrificio hay que ponerlo en valor”.

Fernando Espinoza coincidió

A renglón seguido, el diputado nacional Fernando Espinoza señaló: “Vinimos a Avellaneda a plantar lo que va a ser, con mucho entusiasmo, alegría, mística, sentimiento y sensibilidad, el mojón inicial hacia el triunfo de agosto y octubre para volver a poner a una gobernadora o gobernador peronista, a un presidente o presidenta peronista”.

“Nos acompañan grandes representantes de los trabajadores, la columna vertebral del peronismo, los dirigentes que están siempre del lado de los trabajadores y que muestran que la lucha se da desde la fábrica pero también desde la calle… nombro a uno, pero al abrazo es para todos: gracias Hugo Moyano”, manifestó alzando la voz el exintendente de La Matanza.

Del encuentro también participaron los exgobernadores de la provincia de Buenos Aires, Daniel Scioli y Felipe Solá, entre otros dirigente enrolados en el Partido Justicialista de la Provincia.

Fotos: www.inforegión.com.ar

Deja tu comentario:

Tags
Mostrar más

Articulos relacionados

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

[fbcomments]
Close