N° de Edición 7013
Provinciales

Villa 31: guerra narco, cinco muertos en un mes

villa31

Villa 31. “En la villa 31 hay una disputa en el territorio por el mercado de la droga. Esa guerra va camino a reproducir el conflicto que se vivió hace años en la 1-11-14, del Bajo Flores, donde las bandas de narcotraficantes pelearon a sangre y fuego por el control del negocio ilegal.”

El duro diagnóstico hecho por un importante funcionario judicial que investiga numerosas causas de narcotráfico no parece exagerado. Desde el 26 de diciembre hubo cinco homicidios que, se sospecha, fueron venganzas vinculadas al negocio de la droga. Esa guerra entre tres bandas -dos peruanas y una paraguaya- estalló a 25 cuadras de la Casa Rosada, según publica el diario La Nación.

El último crimen ocurrió ayer a la madrugada. La víctima tenía 14 años y fue asesinada de varios disparos. Pero no era el principal objetivo de los sicarios: su hermano mayor, identificado por testigos como un dealer de la villa, también fue baleado y está internado, en coma.

“El último ataque ocurrió a las 2. Las dos víctimas, de nacionalidad paraguaya, estaban en un pasillo y los disparos fueron hechos a distancia”, afirmó una fuente de la investigación.

El anterior homicidio ocurrió el domingo, también a las 2, en la manzana 99 del asentamiento. La víctima fue un peruano que vivía allí con su esposa. Recibió cinco tiros de calibre 9 milímetros o de .45; en su mano cerrada apretaba un sobre con pasta base de cocaína.

Los dos últimos ataques son investigados por la fiscalía porteña N° 29 y por detectives de la Federal.

La ola de asesinatos en la villa 31, como informó el portal de noticias Infobae anteayer, comenzó el 26 de diciembre pasado, cuando fue hallado un cuerpo atado de pies y manos con alambre. El cadáver estaba dentro de un contenedor de basura detrás de la terminal de ómnibus.

Después, el 1° y el 14 de este mes hubo otros dos crímenes. Las víctimas, de nacionalidad argentina, fueron identificadas como Leonel Ortigoza, de 16 años, y María del Valle Ibarra, de 26.

El homicidio de Ortigoza, ocurrió el 1° de enero a las 0.20. El juez de instrucción porteño Hernán López y el fiscal Eduardo Cubría avanzaron con la investigación y ya tienen a un sospechoso identificado, con pedido de captura. Se sabe que después del crimen se fue del asentamiento de Retiro, donde vivía.

“La guerra es entre tres bandas. Una estaría liderada por Alionzo Rutilo Ramos Mariños, conocido como «Ruti», un ciudadano peruano”, agregó el funcionario consultado.

“Ruti” es un viejo conocido para los detectives policiales y judiciales. Fue uno de los protagonistas de la guerra narco que se cobró numerosas vidas en la villa 1-11-14, en la disputa por el territorio con su compatriota Marco Estrada González, más conocido como “Marcos”.

En 2008, “Ruti” fue condenado por un homicidio ocurrido en 2005 durante una tradicional procesión religiosa en la villa del Bajo Flores, donde un grupo de tiradores mató a cuatro personas y a un bebe. El Tribunal Oral en lo Criminal N° 15 le fijó una pena de 18 años de cárcel. Al cumplir la mitad de la pena “Ruti” fue expulsado del país por la regla del extrañamiento, que le prohíbe regresar a la Argentina. Si está en la villa 31, como sospechan los investigadores, es que reingresó en el país de forma ilegal.

La guerra no es nueva en la villa 31. En julio pasado se informó de una serie de homicidios vinculados al submundo del narcotráfico. En ese momento hubo cuatro en 40 días.

El fiscal federal Federico Delgado elaboró entonces un dictamen donde identificó a una banda denominada Los Sampedranos, integrada por paraguayos de la ciudad de San Pedro, del país vecino, que estaban disputando el territorio para quedarse con el negocio de la droga. Se trataría de la segunda banda vinculada a los homicidios recientes.

El tercer grupo, según fuentes judiciales, estaría liderado por un peruano identificado como César Morán de la Cruz, de 40 años, alias “el Loco”.

Morán estaba preso en el penal de Villa Devoto, desde donde, según presumen las fuentes judiciales consultadas, continuaría al frente del negocio de la comercialización de drogas en la zona de Retiro.

“Lo grave es que si se confirma que «Ruti» y su gente están detrás de los homicidios en Retiro y gana la disputa, es posible que quiera recuperar también el territorio en la 1-11-14”, especuló un investigador judicial. La guerra narco puede tener más capítulos.

Tags
Mostrar más

Articulos relacionados

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

[fbcomments]
Close