N° de Edición 7200
LOGO

El adiós al más grande jugador de todos los tiempos

El adiós al más grande jugador de todos los tiempos.

Para hablar de Maradona es necesario dividirlo en dos aspectos. El 10, que fue dueño de un carisma único envuelto en gloria y por otra parte, la persona, que vivió el límite del exceso, y en silencio tuvo etapas de tristeza, angustia y soledad.

Por Daniel Dauría

En muchas mitologías el héroe es víctima de su propia condición. Como diría Truman Capote, nacer con un don gratifica pero también castiga y por algo misterioso Diego se transformó de ser humano en leyendo o mito.

Si Maradona hubiera sido solo exitoso, nunca hubiera conmovido al mundo con su partida, como lo hizo. No existe Santo ni héroe que no sufra en su vida, pero en su capacidad de superación sella su gloria e idolatría.

Nos deja el hombre y comienza la leyenda. Mito argentino que gano su lugar, “no solo por su vínculo con la pelota, sino también por la intensa combinación de fortaleza y fragilidad, depositario simbólico de esperanzas y anhelos”, Enrique Valiente Noailles.

Tal vez el gol a los ingleses, la mano de Dios, su obra maestra, con estilo, resolución lo haya colocado en la cima del imaginario Mundial, y aun con la desbordante personalidad fue recordado por multitudes de todos los orígenes, y nacionalidades.

Hay una ecuación, que dice  cuanto más alegría una persona irradia a sus semejantes, más tristeza y vacío deja al irse.

Gracias Diego por haber elegido Villa Palito como inicio de tu última cruzada solidaria, gracias por nunca haberte olvidado de donde saliste, gracias por hacernos soñar, gracias Diego por habernos hechos felices tantas veces, Gracias por dejar en lo más alto nuestra bandera nacional y por tu conciencia de clase y en especial Gracias por estar siempre del lado de los olvidados.

Más allá de donde estés, muchos argentinos te llevaremos en un rincón de nuestros corazones.

Te pueden interesar:
https://diario-nco.com/radio
https://facebook.com/diarionco.

Mostrar más

Articulos relacionados

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Botón volver arriba