N° de Edición 7165
LOGO

Daniel Argañaraz: “Nuestro espacio es un espacio de arte, solidaridad y compromiso”

Daniel Argañaraz: “Nuestro espacio es un espacio de arte, solidaridad y compromiso”.

El exponente musical matancero reveló su costado más humano al contar sobre su proyecto solidario “Fundar Esperanza” que da alimento a más de mil personas dos veces por semana y del cual destacó cómo fue creciendo el espacio hasta el día de hoy.

En una nueva emisión de Haciendo Radio, que sale de lunes a viernes de 10.30 a 13 por la 2020 Radio NCO (www.diario-nco.com/Radio) el entrevistado centró su análisis en el proyecto autogestivo y solidario que va llevando adelante con la ayuda de mucha gente y organizaciones que lo vienen acompañando en su cruzada que tiene el amor al prójimo como estandarte más importante.

En el inicio de la entrevista, Argañaraz detalló su tránsito a lo largo de los más de siete meses de cuarentena: “La pandemia me agarró en medio de una gira por Salta, Tucumán y Jujuy y justo llegué el 19, con todos los miedos a mi casa. Los primeros 15 días me llevaron a replantearme muchas cosas de la vida”.

“Mis hijos son muy activos en las redes sociales y fui trabajando en consecuencia. Fui uno de los primeros en hacer vivos desde mi casa. Este tipo de cosas que nos pasan, para mí son oportunidades para mejorar en lo profesional y en lo personal”, manifestó el músico matancero.

Asimismo, afirmó que estas situaciones deberían servir para apelar a la reflexión del ser interior para ser mejores seres humanos: “Si uno no mejora con una pandemia, sé que el mundo no va a cambiar. Cambiar significa ser solidario, tener empatía, ponerse en el lugar del otro, sentir el dolor del otro porque al mundo lo cambiás con amor”.

En sintonía, enfatizó que hay que ser proactivo en estas situaciones y ponderó la figura de la juventud como elemento para un cambio en la sociedad, ya que “hay que proponer para cambiar al mundo, para mejorarlo. La enseñanza son los pibes, de los que aprendés todos los días”.

Cómo comenzó “Fundar Esperanza”, su sueño solidario

Estando al tanto de las carencias cada vez más notorias que comenzaban a salir a la superficie en el país, Argañaraz decidió intervenir la realidad y cambiarla con su ayuda: “Comenzamos con la solidaridad dando de comer en las calles en el 2016, cuando ya se estaba reventando el país. A nuestro lugar vienen a comer gente de Laferrere, de Morón, de todos lados. El alimento es fundamental”.

“Nuestro espacio es un espacio de arte, solidaridad y compromiso. Hemos dado charlas de todo tipo y llevado artistas al lugar. Ahora por la pandemia solo damos de comer con la gente en la calle y nosotros repartiendo adentro del club. Gracias a Dios en estos siete meses ninguno de los integrantes se ha contagiado”, complementó el entrevistado.

En línea con lo dicho, reafirmó su felicidad por poder seguir con su cruzada solidaria sin que ninguno de los integrantes se haya enfermado de Covid-19: “Tomamos todos los recaudos, usamos máscaras, barbijo, guantes, pero el contagio está latente y es casi un milagro que doctores con mayores medidas de prevención se contagien y nosotros no”.

Además, indicó la fuerza que le brindan la música y su círculo íntimo para seguir con sus acciones solidarias todos los días, ya que valoró que “todo lo bueno que pueda pasarme en la vida me lo dan los escenarios y mi familia”.

Alimentos, higiene, ayuda y más experiencias vividas con la solidaridad

En la continuidad de su relato sobre su espacio solidario, el referente musical matancero remarcó que necesitan donaciones de todo tipo, ya sea alimentos o elementos para mantener la salubridad del lugar donde cocinan los alimentos para más de mil personas.

“No solamente necesitamos alimentos, que es muy importante, sino que también algo fundamental es la higiene. Hay mucha gente que colabora. Entre algunos de los aportantes a esta misión solidaria están los excombatientes de Malvinas, Fabio Zandona y la Agrupación Evita Compañera”, agradeció el entrevistado.

A su vez, en el plano sanitario, enumeró que “desde detergentes, bactericidas y hasta sanitizantes son algunos de los elementos que se necesitan para mantener la limpieza del lugar donde hacemos las acciones solidarias. Es muchísimo dinero, que si no tuviéramos ayuda también sería una catástrofe”.

Además, contó su experiencia de haber ido a Desarrollo Social del Municipio por un faltante de arroz que tenía para seguir cocinando comida para quien lo necesita: “Me tuvieron unos meses a prueba, entregando arroz por medio de muchos papeles y después me activaron como comedor. Hay un montón de necesidades, todas las donaciones van a ser bien recibidas”.

“Al principio era ir a pedir y decían ´necesita esto´, pero después llegaban cargamentos con mercadería, con carne, por ejemplo, que es tan importante. Nos dieron carne, alimentos de almacén y verduras. Es un mecanismo hermoso”, remarcó el entrevistado.

La música que lo sigue acompañando y que volverá pronto

Sobre la reconversión que ha tenido que realizar en su profesión debido a los estragos de la pandemia, Argañaraz deslizó que “las casas se han vuelto estudios de grabación, la revolución es familiar y con amigos. Estamos haciendo un vivo los sábados cada 15 días a la gorra con un link de Mercado Pago, donde la gente colabora con lo que puede”.

El 19 de diciembre va a realizar un show por streaming con una entrada de valor muy accesible para poder disfrutar de su música. “Va a ser un vivo con amigos, un show muy profesional. Voy a llamar a los chicos de La Bersuit, con los que ya he trabajado, con los del dúo Coplanacu y algunos más”, anticipó el entrevistado.

Consecuentemente, en lo que refiere a la recaudación del recital, el referente musical matancero explicó que “no va a haber nada de sueldos ni nada de eso, vamos a repartir las ganancias de lo que se recaude en partes iguales para todos los que trabajemos para realizar este show”.

En caso de querer ayudar con alimentos, elementos de limpieza, dinero o simplemente palabras de aliento pueden encontrar la cuenta de Facebook Fundar Esperanza, donde podrán comunicarse con elloso a través de las distintas redes de Daniel Argañaraz, creador de este sueño.

La difícil situación que atraviesan los músicos de la Argentina

En el tramo final de la entrevista, Argañaraz la dedicó a analizar el complejo momento que atraviesan los músicos y trabajadores de la música del país, que por las restricciones de circulación han visto mermadas sus fuentes de ingresos sin solución de continuidad hasta el momento.

“Nosotros los músicos somos el último orejón del tarro. Soy un tipo que entiende que hay que guardarse, que el distanciamiento social y el barbijo son necesarios, pero estamos en un momento crítico. Yo la heladera todavía la tengo llena, pero tengo amigos que viven de la música y no tienen para comer”, recriminó el entrevistado.

Del mismo modo, es uno de los tantos músicos que apoyan los protocolos para que progresivamente los shows y el trabajo para los músicos pueda volver: “Ya es imbancable la situación. No le voy a echar la culpa al presidente ni al gobernador, porque esto es una pandemia, pero vamos a tener que hacer tripa y corazón y darle para adelante. Queremos tener un protocolo para al menos tocar al aire libre y que también se transmita por streaming para los que no quieran acercarse”.

Por último, dejó agradecimientos para Lili Pintos, a los excombatientes de La Matanza y a todos aquellos que siguen brindando su apoyo en el espacio de arte, cultura y solidaridad que han armado. “La revolución siempre será desde el amor al prójimo”, concluyó el entrevistado.

Con el amor como base, Daniel Argañaraz parte su corazón entre la música y la solidaridad. Riojano de nacimiento, matancero por adopción, con sus proyectos que cada día crecen más y lo sitúan como un exponente de la empatía por el otro para cambiar la realidad de los más necesitados.

Te pueden interesar:
https://diario-nco.com/radio
https://facebook.com/diarionco.

 

 

 

 

 

 

 

Mostrar más

Articulos relacionados

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Botón volver arriba