N° de Edición 7094
LOGO

¿Cómo arranca julio la actividad económica argentina?

¿Cómo arranca julio la actividad económica argentina?.

El economista Darío Banga explicó la dura situación económica actual del país y contó cómo viene la negociación con el Fondo Monetario Internacional por la deuda externa.

Desde la redacción del Diario NCO, Darío Banga hizo su habitual informe sobre la actualidad económica del país, y justamente, pasado el primer día de la nueva etapa del Aislamiento Social, Preventivo y Obligatorio, el economista admitió que se vendrá una etapa “muy dura” para la economía argentina.

Con el avance de contagios de Covid-19 en alza, y más de 1300 muertes en el país, se puso en práctica la nueva etapa de la cuarentena, donde sólo podrán trabajar las 24 actividades principales que así lo dispuso el Poder Ejecutivo a través del decreto firmado.

La pandemia no le da respiro a la economía mundial, y Argentina no es la excepción, debido a que muchas actividades se encuentran paralizadas hace más de 100 días, y a propósito de esto, Banga sostuvo que la asistencia fuerte del Estado como ya se está teniendo, será importante.

“El Estado se tiene que dar cuenta que no hay muchas empresas que pueden seguir sosteniendo la situación aún con su ayuda. También las distintas categorías de monotributos, ya los créditos a taza cero no les sirve, el crédito de los bancos a las PyMEs del 24 por ciento también les genera complicaciones”, admitió.

Un nuevo capítulo en las negociaciones de la deuda

Por otra parte, julio arrancó con una nueva novela con el FMI por las discusiones que se tienen por las negociaciones de la deuda externa, debido a que sigue la tensión sobre todo con el grupo BlackRock porque hay una cierta cuestión de “recelo”.

“Argentina quiere dividir estratégicamente la negociación con los bonistas, tener estrategias individuales, y algunas que le sirvan a la Argentina y genera una discusión con el grupo de los famosos ‘bonistas K’, que dieron deuda en 2005 y en 2010”, reconoció Banga.

El Grupo BlackRock es uno de los más influyentes en Wall Street y Washington, y de los más grandes y fuertes del mundo. Tiene ciertas cláusulas que el Grupo Adob no tiene y eso hace que se ponga más“duro” con el fondo común de inversión, que le otorgó deuda en el periodo de Mauricio Macri.

Debido a esta situación, el Grupo Adobdio un comunicado en el que dice que “la falta de una interacción seria por parte de las autoridades argentinas es sumamente preocupante” y luego advierte que “todas las partes deberían centrarse en evitar los elevados costos legales y económicos que conllevaría a prolongar el incumplimiento del pago”.

De esta forma, para Banga lo que está haciendo BlackRock es “asentar una oposición dura” en la negociación para llegar al mejor acuerdo con la Argentina. “La clausula ‘anti-buitre’, es una cláusula de acción colectiva, y si Argentina no se la otorga al grupo, ellos se sienten como que se los deja de lado”.

El apoyo a Argentina

Por otra parte, el grupo se ocupó de aclarar que no se ha emprendido ninguna interacción sustantiva entre ellos y las autoridades argentinas desde el 17 de junio, a pesar de la publicación de los informes que hicieron en sentidos contrarios.

“Esta comunicación dura, lo que trajo fue una clara tendencia a la baja de ciertas acciones y bonos globales de la Argentina y lo que tensa también un poco más la cuerda es la negociación con este grupo”, confirmó.

Asimismo, distintos grupos bonistas como son Gramercy, Fintech, entre otros, apoyarán a Argentina en la negociación, y para el economista esto es un respaldo “importante”, aunque no “suficiente” y “abarcativo”.

“El Gobierno de Argentina necesita un 66 por ciento de aprobación de estos bonistas, que son los ‘bonistas M’, que emitieron títulos durante el 2016, y necesita eseporcentaje para alcanzar un acuerdo sustancial y tener una restructuración total”, confesó Banga.

Resta esperar

“Argentina va a presentar una oferta de un valor presente neto de casi 53 dólares por cada 100 que se esté negociando. Esto a algunos acreedores les caería bien, pero hay posiciones muy duras de varios grupos, sobre todos los ‘bonistas M’, admitió.

De todas formas, no se sabrácómo va a terminar la negociación, por lo menos hasta el 24 de julio, fecha en la cual Argentina, según Banga, dará una respuesta. Lo que, si se sabe, es la estrategia por la que optó BlackRock: mantener una posición dura para no ceder nada en la mesa de negociación.

“BlackRock viene durante todo este tiempo soltando un poco la cuerda y la vuelve a tensar, esto pasó durante todas las etapas de negociación. Seguramentees parte de la estrategia por parte de los abogados de este fondo de inversión más grande del mundo para obtener el mejor acuerdo posible”, concluyó.

Imagenes: BlackRock: perfil.com – Deuda externa: ámbito.com – Economía argentina julio: intransigente.com.

Te pueden interesar:
https://diario-nco.com/radio
https://facebook.com/diarionco.

 

 

 

 

 

Tags
Mostrar más

Articulos relacionados

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

[fbcomments]
Close