N° de Edición 7013
La Matanza

Varias empresas metalúrgicas de La Matanza quisieron romper con la cuarentena

Varias empresas metalúrgicas de La Matanza quisieron romper con la cuarentena.

El titular de la Unión Obrera Metalúrgica de La Matanza (UOM), Hugo Melo, denunció que detectaron a nueve metalúrgicas que convocaban y hasta intimaban a los trabajadores para que se presenten en sus puestos de trabajo para realizar distintas tareas.

En el distrito más poblado del conurbano estas empresas intentaron romper con la cuarentena. Melo aseguró que tomarán “todas las medidas necesarias para hacer respetar la disposición del DNU presidencial hasta el 31 de marzo o hasta cuando se decida que tengamos que estar en cuarentena para combatir la pandemia del Coronavirus”.

Las denuncias las hicieron los directivos de UOM, quienes explicaron que las compañías intentaron poner en marcha su producción o parte de ella en las localidades de San Justo, Gregorio de Laferrere, La Tablada, Ramos Mejía, Villa Luzuriaga, Villa Insuperable y Lomas del Mirador.

Lo hicieron intimando a los operarios por medio de llamados telefónicos y con mensajes de Whatsapp, enviándoles un permiso de circulación a pesar de que no se trataba de empresas de productos esenciales.

Las autoridades gremiales que quieren hacer cumplir la disposición de aislamiento del Gobierno Nacional, tomaron conocimiento de los hechos a partir de comunicaciones con los trabajadores y de las redes redes sociales por las cuales mantienen contacto fluido.

Pablo Hucha, secretario de Organización del gremio metalúrgico, afirmó que “por distintos medios nos enteramos que algunos patrones obligaban a los compañeros a ir a trabajar con la  excusa que pertenecían a empresas esenciales”.

Las metalúrgicas denunciadas no ofrecen servicios indispensables

“Pudimos comprobar que las nueve empresas que presionaban a los trabajadores fabricaban reductores  para máquinas, piezas para frenos de trenes, mantenimiento de camiones, trasformadores, parrillas para hacer asado, bateas, materiales eléctricos y carrocerías, claramente ninguna de ellas era fabricante de productos esenciales en esta emergencia sanitaria”, argumentó el dirigente.

Sin romper su propio aislamiento, los directivos hicieron las denuncias correspondientes a través de medios electrónicos y telefónicos. El Ministerio de Producción les informó que ninguna de estas empresas en cuestión tenía autorización de ese organismo para funcionar.

En el orden local, también denunciaron en la Oficina de Control Comunal de la Municipalidad de La Matanza, la cual según la UOM “actuó rápidamente para que este tipo de incumplimiento no se llevara a cabo”.

Para manejar la situación, los dirigentes primero enviaron vía mail notas a las empresas para que se abstengan de continuar convocando a los operarios a prestar tareas en los establecimientos, asegurándoles que la prioridad es la salud de los trabajadores y que de continuar en esa postura realizarían todas las denuncias gremiales, administrativas y judiciales que fuesen necesarias para evitar la irregularidad.

Luego realizaron las denuncias al Ministerio de Trabajo de la provincia de Buenos Aires, donde manifestaron el incumplimiento del aislamiento social preventivo y obligatorio dispuesto por el decreto de necesidad y urgencia 297/20, y pidieron el cese inmediato de las actividades por la conducta antijurídica que claramente violaba el artículo 205 de Código Penal de la Nación.

Las declaraciones del secretario general de la UOM

Alertado sobre esta situación, Melo fue contundente: “priorizamos la salud de los trabajadores en esta emergencia sanitaria y vamos a tomar todas las medidas necesarias para protegerlos”.

“Como gremio no vamos a permitir que ninguna empresa metalúrgica que no esté dentro de los trabajos declarados esenciales en el decreto presidencial, exponga la salud de los compañeros ante la pandemia internacional por la cual nos tenemos que quedar todos en casa”, añadió.

Además, reiteró enfáticamente que “vamos a obligar a las empresas por todos los medios que correspondan a realizar el cumplimientos estricto del decreto presidencial y la resolución del Ministerio de Trabajo, de ser necesario habrá inspecciones para corroborar que se dé cumplimiento del decreto, porque consideramos que la base de la lucha contra esta pandemia es simplemente el aislamiento social”.

Las empresas ya desistieron de generar el funcionamiento de sus fábricas, y deberán abstenerse al cumplimiento del decreto. Para concluir, desde el sindicato sostuvieron: “No vamos a permitir la especulación de algunos empresarios que priorizan su situación económica antes que la salud colectiva de los trabajadores y la población en general, bajo ninguna circunstancia fuera de lo correcto no se abrirá ningún establecimiento en medio de la emergencia sanitaria”.

Foto: Prensa UOM La Matanza en Facebook.

Tags
Mostrar más

Articulos relacionados

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

[fbcomments]
Close