Número de edición 7770
La Matanza

Liniers grito bien fuerte: ¡¡¡ Campeon !!!

Liniers grito bien fuerte: ¡¡¡ Campeon !!!

Con una actuación convincente superando con total autoridad a Yupanqui, Liniers se llevó el Clausura y ahora espera a Puerto Nuevo en la gran final.

Por Víctor Marinelli

Primeros minutos de ida y vuelta. El Trapero se ilusionó con un remate cruzado de Carabajal muy cerca del poste izquierdo. Liniers se adelantó y presionó. A los 13 desbordó Sallaberry y su centro sesgado fue conectado por Kirzner, rechazó Alemán y Méndez con todo el arco a su merced convirtió el primero.

La respuesta no se hizo esperar y tras un córner Pastrana de cabeza exigió gran respuesta de Díaz Peyrous. El local apuntaba a la aceleración de Paulides que complicaba por su sector en sociedad con Carabajal. Liniers no renunció a buscar ampliar cifras. A los 19 un tiro libre de Gridel rozó el palo derecho.


Llegó Yupanqui poco después con un par de llegadas exigiendo al arquero celeste. Kirzner a los 24 asistido por Sallaberry tuvo el segundo pero su envío se fue a centímetros del arco. Otro tanto ocurrió con una llegada de Juan Torres, tras gran acción previa. Las llegadas de Liniers fueron más profundas.

Toque, velocidad y definición. Sobre el final estupenda acción personal de Ortíz cuyo disparo fue rechazado por Alemán y Sallaberry desvió apenas. Primer tiempo muy atractivo.


La historia fue distinta en el complemento. Liniers manejó el trámite con suficiencia ante un rival que de a poco se fue quedando sin nafta, y que a pesar de las buenas intenciones de Joel Torres nunca pudo arrimar peligro al arco celeste.

A los 7 un gran derechazo tres dedos de Sallaberry -muy gravitante- se cerca del ángulo superior izquierdo, a los 16 desborde de Kirzner y su centro no pudo ser empalmado por Ortíz frente al arco, rechazando angustiosamente un defensor. Con el correr de los minutos la sensación era que Liniers tenía todo bajo control.


Mucho más luego del segundo gol convertido por Kirzner con soberbio cabezazo tras un tiro libre de Gridel que desató el grito contenido. Yupanqui con dignidad nunca se resignó, pero la superioridad de La Topadora fue evidente. Liniers dueño del Clausura.
Explosión de alegría al final por el título obtenido. Aluvión de abrazos y festejo con los allegados. Liniers justificó la conquista a partir de la llegada de César Monasterio en que tuvo un cambio radical.


El técnico potenció a muchos jugadores, y le dio oportunidad a otros que no eran tenidos en cuenta. El equipo ganó en solidez y efectividad. Se vio favorecido además porque cuando dejó puntos (Puerto Nuevo y Lugano) sus rivales en la pelea por el título no lo aprovecharon.


Pero ahora llegará la definición por el ascenso. Dos finales con Puerto Nuevo, la primera en Campana. Un rival que impactó en el Apertura por su juego vertical y contundente. No fue así en la segunda rueda, a pesar de mantener el mismo plantel.
La Topadora demostró concentración y buen nivel en finales anticipadas. Argumentos que suman en este tipo de definiciones.

Liniers, como marca la historia, otra vez a un paso de la C.

Te pueden interesar:
https://diario-nco.com/radio

https://facebook.com/diarionco

Publicaciones relacionadas

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Botón volver arriba