Número de edición 7724
La Matanza

“Las Renatas”, un refugio para los animales necesitados

“Las Renatas”, un refugio para los animales necesitados

La organización brinda ayuda a animales de diferentes especies hace más de diez años, formen o no parte del refugio.

Por ROCÍO VIVEROS

Rocioviveros14@gmail.com

El refugio “Las Renatas” es una organización sin fines de lucro dedicada al cuidado de 130 animales abandonados, que se encuentra ubicada en el kilómetro 40 de Virrey del Pino, partido de La Matanza, cuya presidente y fundadora, Giselle Ferrero, la inició como una fundación hace, aproximadamente, diez años atrás en su vivienda de Villa Madero.

El amor por los animales, la llevó a Ferrero, hace ocho años, a constituir la fundación como una ONG que recibe animales abandonados y brindarles todo el cuidado que estos animales necesitan, financiándose con la ayuda de los padrinos del refugio.

Sin embargo, su labor también los lleva a realizar colectas, ferias americanas, la “venta solidaria”, que se pueden llevar adelante gracias a la donación de vecinos, para poder juntar fondos y financiar los gastos que tiene el refugio, ya que no reciben ayuda del Estado.

Actualmente, la organización cuenta con al menos 20 colaboradores, entre ellos personal rentado que se encargan del cuidado de los animales, ya sea alimentarlos, bañarlos, darles los medicamentos que necesitan, como así también cambiarle los pañales; además del mantenimiento del lugar, para que ellos estén cómodos.

Pero, a pesar de sus esfuerzos para mantener el lugar funcionando, no logran cubrir todos los gastos que el refugio tiene, entre ellos, las internaciones de los animales, la deuda más importante que tienen hasta el momento, ya que supera los $300.000, es por ello que se encuentran en la búsqueda de más padrinos que quieran colaborar con ellos y su causa.

Recorriendo un poco de historia

“Las Renatas” surgió como una fundación que para llegar a donde se encuentra actualmente, tuvo un largo recorrido y pasó por diferentes lugares, hasta que finalmente pudieron comprar su propio predio, pero para eso, la fundadora, en comunicación con Diario NCO, explicó que “se realizó la venta de merchandising, colectas, ferias y dos préstamos personales para comprarlo”.

El primer refugio funcionó en la casa de Ferrero, su fundadora, en el barrio de Villa Madero, tiempo después, pasó a funcionar en predio de la misma localidad, hasta que finalmente se pudieron instalar, hace aproximadamente tres años, en el kilómetro 40, en Virrey del Pino, cuya dirección se da a quienes la soliciten, ya que muchas personas abandonan a sus mascotas en la puerta de lugar.

Inconveniente con el Banco Provincia

A raíz de un cambio en la tesorería de la organización, el Banco Provincia, entidad con la que se manejan, congeló los fondos de esta, debido a los trámites burocráticos que dicho cambio conlleva, ya que, al asumir una nueva persona encargada de la tesorería del refugio, para ellos poder hacer uso de sus fondos, en el banco debía estar cargada la nueva firma al sistema.

“El trámite tardó un mes, por lo cual, no tuvimos plata para proveedores y ninguna actividad”, aseguró la presidente del refugio, y agregó que esta situación se ocasionó como consecuencia del funcionamiento del banco, ya que tardó en cargar la firma de la nueva tesorera al sistema.

Finalmente, y después de elloscomo institución insistieran para que el trámite finalice, la firma fue cargada al Banco Provincia de Aldo Bonzi, y los fondos fueron descongelados la semana pasada, por lo que pudieron realizar el pago a los proveedores, la cual era una de sus mayores preocupaciones, ya que los animales no se pueden quedar sin alimentos.

Paz necesita ayuda

Se trata de una cachorrita de dos meses de vida y que durante ese tiempo fue adoptada dos veces, primero por un adolescente, que terminó abandonándola nuevamente, y por su actual dueña, quien la lleva al veterinario y descubren que tiene una bulla en el pulmón, es decir, una burbuja de aire que puede ser congénita u ocasionada por algún trauma.

Esto le impide poder respirar, por lo que debe estar internada y con ayuda de oxígeno, es por esto, que la dueña de Paz acudió al refugio “Las Renatas”, debido a que los gastos de internación por día, superan los $13.000, y en los días que lleva internada, se gastaron alrededor de $50.000.

Si bien el refugio no pudo tomar el caso, ya que su deuda es elevada, y si se dispara aún más no tendrán la posibilidadde internar a ninguno de sus animales en el caso de que sea necesario, la fundación se está encargando de buscar la ayuda necesaria para que Paz pueda continuar con su tratamiento.

¿Cómo colaborar con ellos?

La entrevistada afirmó: “Lo único gratis son las castraciones y la vacuna antirrábica”, y añadió que al no haber hospitales para animales que brinden atención gratuita, ellos deben pagar los tratamientos y las internaciones que sus animales reciben y que dieron lugar a la deuda que hoy tienen, ya que los fondos no le alcanzan para poder cubrirla.

Para ello, se encuentran recibiendo donaciones de distintos tipos y padrinazgos que van de los 200 a los 1000 pesos, padrinos que llegan a ellos por medio de sus redes sociales, Refugio Las Renatas en Facebook, o en su Instagram @refulasrenatasok, donde brindan información para todos aquellos que quieran ayudar o acercarse.

Te pueden interesar:
https://diario-nco.com/radio

https://facebook.com/diarionco

Publicaciones relacionadas

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Botón volver arriba