N° de Edición 7361
La Matanza

Hacia las paso del 13 de agosto

TESTESTE

 Hacia las paso del 13 de agosto

 Hacia las paso del 13 de agosto

“Precisamos voces nuevas que lleven una agenda que provenga desde abajo, desde los barrios y sus necesidades”.

Marta Gómez  es docente, Secretaria Gremial de SUTEBA Matanza, Secretaria General de la CTA-Autónoma y precandidata a Concejal por el Frente Socialista y Popular. En dialogo con el NCO conversó de por qué quiere llegar al Consejo Deliberante.

Por Emilio González Larrea

¿Cuál sería tu aporte si logras ingresar al Concejo Deliberante?

Soy docente en La Matanza hace más de 20 años, militante sindical en defensa de la escuela pública, integrante de la actual comisión directiva del SUTEBA y tomo este desafío como precandidata a Concejal por el Frente Socialista y Popular, porque considero imprescindible  que el órgano legislativo de nuestro distrito funcione en forma democrática y de puertas abiertas, que sea un espacio para los vecinos. Actualmente la labor del Concejo es desconocida por los vecinos, si se les pregunta, no saben cuándo funciona, qué agenda trata y si como vecinos pueden participar, es una institución que está a espaldas de los matanceros. Creo que para abordar las problemáticas en un distrito tan vasto como La Matanza, necesitamos que se abran las puertas a esas problemáticas graves que tienen los matanceros.

Tenemos problemas como la desocupación, cada día se cierran más fuentes de trabajo y también comercios; hay hospitales y unidades sanitarias que no llenan las necesidades de salud de la población, por falta de personal y trabajo precario, por falta de insumos, además de la aberración de tener dos enormes hospitales  públicos, donde uno no se habilita desde hace mucho tiempo y otro funciona con una guardia de pocas horas. También hay que decir que tenemos una profunda crisis educativa y de infraestructura en las escuelas, que si bien no es responsabilidad del municipio, es parte de las necesidades de La Matanza y desde el Concejo Deliberante hay que exigir que nos escuche el gobierno provincial.

¿Desde tu lugar de docente, cuál es la principal cuestión en la escuela pública en La Matanza?

Lo primero a resolver es la creación de jardines y escuelas de jornada completa. Estas escuelas deben tener un presupuesto adecuado, con la infraestructura necesaria, insumos y personal para contener un chico que va a estar muchas más horas en la escuela, con un proyecto educativo de calidad. No como lo creó en forma apurada el kirchnerismo, donde se alojaban chicos sin crear espacios nuevos; se daba el caso de que no tenían comedor y comían en sus aulas, o no se nombraban a los docentes para las materias que por ley tienen esas escuelas. La creación de escuelas de doble escolaridad generaría nuevos puestos de trabajo para docentes y otro personal. Hoy se da la situación de que hay escuelas que no tienen un preceptor, los docentes parecemos “pulpos”, con una gran sobrecarga laboral.

¿Qué papel cumple el consejo escolar en estos temas?

Es un administrador de todo lo que significa la infraestructura escolar: el comedor, el personal auxiliar de las escuelas, cuida el patrimonio de la provincia en cada establecimiento; es el que aplica las políticas de la provincia en el territorio, en cuanto a infraestructura y al personal auxiliar. Su rol es muy importante, porque hace de termómetro de la situación en cada lugar; por poner un ejemplo, el gobierno provincial asigna 16 pesos por cada chico en los comedores escolares y es el Consejo Escolar quien lo administra, debemos decir que esto es absolutamente insuficiente, frente a  lo cual, somos los maestros quienes tenemos que hacer malabares para sostener el comedor y tratar de que alcance a todos los niños que lo necesitan.

Hace muchos años que participas en los Encuentros Nacionales de la Mujer. Como militante en la cuestión de género ¿cómo ves esa temática en el distrito y qué propuestas tenés para abordarla?

L a situación de la mujer es un asunto muy grave y faltan políticas del Estado para resolverla en forma integral ya que tenemos en La Matanza un solo refugio para las mujeres que sufren violencia de género, eso es absolutamente insuficiente, tenemos altísimos niveles de violencia y en un partido tan populoso  deben existir muchos centros para el abordaje de esa problemática, así como refugios, allí donde se requiera por la demanda que plantean las propias mujeres. También se  debe crear una Secretaria de Genero a nivel municipal y que no dependa de Desarrollo Social como es ahora, es decir, se le debe dar el rango de cualquier secretaria dentro del gobierno municipal. Si accedo al Concejo Deliberante ese va a ser uno de mis principales compromisos para luchar desde ahí, a la par de trabajar para que se apruebe en nuestro partido la Emergencia social y Alimentaria, porque el hambre cada vez más campea en las familias matanceras.

En primer lugar creo que hay que convocar a un gran encuentro de todas las mujeres que trabajan en contra de la violencia de género que son muchas en el distrito, hay varias organizaciones que trabajan a pulmón, surgen de la propia experiencia, de encontrarse con una vecina o un familiar que ha sufrido esa violencia y comienzan a organizarse. Pero esos esfuerzos espontáneos, independientes, deben tener apoyo a través de ordenanzas y presupuesto para asistir esa problemática que padecen las mujeres que han generado en la Argentina un movimiento cada vez más masivo como es el  #Ni Una menos#. Tenemos que crear una gran red solidaria en nuestro distrito para exigir el presupuesto necesario para ocuparse del problema y exigir también la emergencia nacional, provincial y municipal sobre la Violencia de Género o Doméstica.

Por último ¿qué le dirías a los vecinos acerca de por qué votarte para, en primera instancia pasar las PASO, y luego en octubre para ingresar al Concejo Deliberante?

Soy parte de un proyecto de luchadores populares que conocen las necesidades del pueblo en el área que han trabajado siempre, con una larga trayectoria como el Dr. Pedro Zamparolo, defensor histórico de la salud pública; como Arturo Ter Akopian, titular de la Casa de Auxilio de Ramos Mejía que viene desde hace mucho tiempo trabajando por la salud comunitaria en su ciudad; como Juan Severo comprometido con el trabajo de los remises comunitarios , los llamados “truchos” y los trabajadores informales en el distrito; como Juan Carlos Alderete, dirigente histórico de los desocupados y de larga lucha contra el hambre y por el trabajo en La Matanza y en el país, nunca lo han podido comprar ni corromper;  también participan en la lista del FS y P , luchadores y luchadoras barriales, dirigentes sindicales como Tomas Devoto y dirigentes docentes como Maximiliano Gómez precandidato al Consejo Escolar, es decir gente honesta y que se va a poner desde el lugar donde esté, al servicio de las demandas de los matanceros y que junto con nuestros vecinos, trabajemos para encontrar  la solución a los problemas que estos tienen.

Vamos a trabajar muy fuerte en el Concejo Deliberante para que sesione a puertas abiertas y  queremos  junto a nuestra gente poner a La Matanza de pie para realizar los requerimientos históricos de nuestro distrito; la desocupación, la pobreza, el hambre o como señalamos las cuestiones del estado desastroso de las escuelas, que no comenzaron con este gobierno provincial o nacional, sino que vienen de la gestión anterior del kirchnerismo, aunque el macrismo sin duda, ha agravado estas cuestiones.

Hacia las paso

     Precisamos  voces nuevas en esas instituciones para llevar una agenda que provenga desde abajo: de los barrios y sus necesidades. Por eso les pido a los ciudadanos de La Matanza que nos den su voto el  13 de agosto para pasar esta trampa antidemocrática que son las PASO  y  estar en octubre en la pelea para llegar al Concejo Deliberante. “No queremos un gobierno de ricos para ricos, ni tampoco volver atrás a un pasado corrupto”.  Para “Vivir mejor hay que votar distinto”.

 

 Hacia las paso del 13 de agosto

 Hacia las paso del 13 de agosto

“Precisamos voces nuevas que lleven una agenda que provenga desde abajo, desde los barrios y sus necesidades”.

Marta Gómez  es docente, Secretaria Gremial de SUTEBA Matanza, Secretaria General de la CTA-Autónoma y precandidata a Concejal por el Frente Socialista y Popular. En dialogo con el NCO conversó de por qué quiere llegar al Consejo Deliberante.

Por Emilio González Larrea

¿Cuál sería tu aporte si logras ingresar al Concejo Deliberante?

Soy docente en La Matanza hace más de 20 años, militante sindical en defensa de la escuela pública, integrante de la actual comisión directiva del SUTEBA y tomo este desafío como precandidata a Concejal por el Frente Socialista y Popular, porque considero imprescindible  que el órgano legislativo de nuestro distrito funcione en forma democrática y de puertas abiertas, que sea un espacio para los vecinos. Actualmente la labor del Concejo es desconocida por los vecinos, si se les pregunta, no saben cuándo funciona, qué agenda trata y si como vecinos pueden participar, es una institución que está a espaldas de los matanceros. Creo que para abordar las problemáticas en un distrito tan vasto como La Matanza, necesitamos que se abran las puertas a esas problemáticas graves que tienen los matanceros.

Tenemos problemas como la desocupación, cada día se cierran más fuentes de trabajo y también comercios; hay hospitales y unidades sanitarias que no llenan las necesidades de salud de la población, por falta de personal y trabajo precario, por falta de insumos, además de la aberración de tener dos enormes hospitales  públicos, donde uno no se habilita desde hace mucho tiempo y otro funciona con una guardia de pocas horas. También hay que decir que tenemos una profunda crisis educativa y de infraestructura en las escuelas, que si bien no es responsabilidad del municipio, es parte de las necesidades de La Matanza y desde el Concejo Deliberante hay que exigir que nos escuche el gobierno provincial.

¿Desde tu lugar de docente, cuál es la principal cuestión en la escuela pública en La Matanza?

Lo primero a resolver es la creación de jardines y escuelas de jornada completa. Estas escuelas deben tener un presupuesto adecuado, con la infraestructura necesaria, insumos y personal para contener un chico que va a estar muchas más horas en la escuela, con un proyecto educativo de calidad. No como lo creó en forma apurada el kirchnerismo, donde se alojaban chicos sin crear espacios nuevos; se daba el caso de que no tenían comedor y comían en sus aulas, o no se nombraban a los docentes para las materias que por ley tienen esas escuelas. La creación de escuelas de doble escolaridad generaría nuevos puestos de trabajo para docentes y otro personal. Hoy se da la situación de que hay escuelas que no tienen un preceptor, los docentes parecemos “pulpos”, con una gran sobrecarga laboral.

¿Qué papel cumple el consejo escolar en estos temas?

Es un administrador de todo lo que significa la infraestructura escolar: el comedor, el personal auxiliar de las escuelas, cuida el patrimonio de la provincia en cada establecimiento; es el que aplica las políticas de la provincia en el territorio, en cuanto a infraestructura y al personal auxiliar. Su rol es muy importante, porque hace de termómetro de la situación en cada lugar; por poner un ejemplo, el gobierno provincial asigna 16 pesos por cada chico en los comedores escolares y es el Consejo Escolar quien lo administra, debemos decir que esto es absolutamente insuficiente, frente a  lo cual, somos los maestros quienes tenemos que hacer malabares para sostener el comedor y tratar de que alcance a todos los niños que lo necesitan.

Hace muchos años que participas en los Encuentros Nacionales de la Mujer. Como militante en la cuestión de género ¿cómo ves esa temática en el distrito y qué propuestas tenés para abordarla?

L a situación de la mujer es un asunto muy grave y faltan políticas del Estado para resolverla en forma integral ya que tenemos en La Matanza un solo refugio para las mujeres que sufren violencia de género, eso es absolutamente insuficiente, tenemos altísimos niveles de violencia y en un partido tan populoso  deben existir muchos centros para el abordaje de esa problemática, así como refugios, allí donde se requiera por la demanda que plantean las propias mujeres. También se  debe crear una Secretaria de Genero a nivel municipal y que no dependa de Desarrollo Social como es ahora, es decir, se le debe dar el rango de cualquier secretaria dentro del gobierno municipal. Si accedo al Concejo Deliberante ese va a ser uno de mis principales compromisos para luchar desde ahí, a la par de trabajar para que se apruebe en nuestro partido la Emergencia social y Alimentaria, porque el hambre cada vez más campea en las familias matanceras.

En primer lugar creo que hay que convocar a un gran encuentro de todas las mujeres que trabajan en contra de la violencia de género que son muchas en el distrito, hay varias organizaciones que trabajan a pulmón, surgen de la propia experiencia, de encontrarse con una vecina o un familiar que ha sufrido esa violencia y comienzan a organizarse. Pero esos esfuerzos espontáneos, independientes, deben tener apoyo a través de ordenanzas y presupuesto para asistir esa problemática que padecen las mujeres que han generado en la Argentina un movimiento cada vez más masivo como es el  #Ni Una menos#. Tenemos que crear una gran red solidaria en nuestro distrito para exigir el presupuesto necesario para ocuparse del problema y exigir también la emergencia nacional, provincial y municipal sobre la Violencia de Género o Doméstica.

Por último ¿qué le dirías a los vecinos acerca de por qué votarte para, en primera instancia pasar las PASO, y luego en octubre para ingresar al Concejo Deliberante?

Soy parte de un proyecto de luchadores populares que conocen las necesidades del pueblo en el área que han trabajado siempre, con una larga trayectoria como el Dr. Pedro Zamparolo, defensor histórico de la salud pública; como Arturo Ter Akopian, titular de la Casa de Auxilio de Ramos Mejía que viene desde hace mucho tiempo trabajando por la salud comunitaria en su ciudad; como Juan Severo comprometido con el trabajo de los remises comunitarios , los llamados “truchos” y los trabajadores informales en el distrito; como Juan Carlos Alderete, dirigente histórico de los desocupados y de larga lucha contra el hambre y por el trabajo en La Matanza y en el país, nunca lo han podido comprar ni corromper;  también participan en la lista del FS y P , luchadores y luchadoras barriales, dirigentes sindicales como Tomas Devoto y dirigentes docentes como Maximiliano Gómez precandidato al Consejo Escolar, es decir gente honesta y que se va a poner desde el lugar donde esté, al servicio de las demandas de los matanceros y que junto con nuestros vecinos, trabajemos para encontrar  la solución a los problemas que estos tienen.

Vamos a trabajar muy fuerte en el Concejo Deliberante para que sesione a puertas abiertas y  queremos  junto a nuestra gente poner a La Matanza de pie para realizar los requerimientos históricos de nuestro distrito; la desocupación, la pobreza, el hambre o como señalamos las cuestiones del estado desastroso de las escuelas, que no comenzaron con este gobierno provincial o nacional, sino que vienen de la gestión anterior del kirchnerismo, aunque el macrismo sin duda, ha agravado estas cuestiones.

Hacia las paso

     Precisamos  voces nuevas en esas instituciones para llevar una agenda que provenga desde abajo: de los barrios y sus necesidades. Por eso les pido a los ciudadanos de La Matanza que nos den su voto el  13 de agosto para pasar esta trampa antidemocrática que son las PASO  y  estar en octubre en la pelea para llegar al Concejo Deliberante. “No queremos un gobierno de ricos para ricos, ni tampoco volver atrás a un pasado corrupto”.  Para “Vivir mejor hay que votar distinto”.

 

 

 

 

 

 

 

Articulos relacionados

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Botón volver arriba