N° de Edición 7271
La Matanza

El desafío colectivo

TESTESTE

El desafío colectivo. De a poco se van vacunando las matanceros.  La ola de cuestionamientos absurdos motorizados por los negadores de la ciencia y los medios concentrados , adictos a las malas noticias se van disipando  sin argumentos .

Por Lic. Daniel Dauria

Lo mismo sucede con los opinadores aficionados a debatir sobre cualquier tema que se precie a la polémica.

Como si fueran legos, opinan acerca del presunto apresuramiento en la fabricación de la Sputnik V, de la prohibición de tomar alcohol durante más de 40 días, de la efectividad en mayores de 60 años y en la conveniencia de haber cerrado el trato con la que produce la empresa Pfizer.

Las respuestas a estas objeciones son simples. En primer lugar, todas las vacunas requieren de prolongados periodos de prueba que no pudieron concretarse dada la intensidad de la Pandemia que ha provocado casi 1.800.000 muertos y millones de infectados en todo el planeta . Por esa razón su aprobación fue provisoria en todas las naciones.  Motivados por la emergencia todas las vacunas fueron aprobadas por el mecanismo de emergencia, ya que ninguna ha completado la fase 3 de manera completa.

No se puede ignorar la gravedad de la situación sanitaria, como tampoco el padecimiento de quienes sufren la falta de trabajo y déficit en su alimentación .

Es necesario dejar de lado diferencias políticas, y aceptar el desafío colectivo de lograr apalear la crisis económica que la siguen pagando en forma desigual los que menos tienen .

La Pandemia no terminó. Minimizar los aciertos y magnificar las desinteligencias o errores, es una mezquinidad aprovechada por las fuerzas políticas opositoras  y por quienes ostentan el poder de los medios de comunicación .

El gobierno negoció con más de un laboratorio y más de un país, pero a la hora de la concreción aparecieron las miserias comerciales y geopolíticas que cambian las reglas de juego privilegiando a los aliados políticos y los intereses comerciales .

A medida que avanza el programa de vacunación más importante de la historia, se abre una nueva etapa.

Sin embargo, la vacunación por sí sola no resolverá el problema. Se deben mantener las medidas tales como el tapa boca y nariz, la higiene de las manos, el distanciamiento social y la aireación de los ambientes.

Mantener la solidaridad del uno para todos acompañando las medidas de cuidado es una obligación de todos y todas.

La disminución de los contagios no es sólo una obligación del gobierno, es también una obligación ciudadana .

Te puede interesar: 

https://diario-nco.com/radio

https://facebook.com/diarionco.

Mostrar más

Articulos relacionados

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Botón volver arriba