Número de edición 7828
GBA

“Luchamos por sueldos que nos permitan llegar a fin de mes”

SUTEBA. Hermida recalcó que en las escuelas primarias donde se esta implementando la hora adicional, el proyecto es un fracaso absoluto

Continua la lucha docente en pedido de sueldos dignos y mejoras en prestaciones de IOMA. También se movilizan en rechazo a la quinta hora de clase en primaria y contra el presupuesto de ajuste del gobierno nacional y provincial.

Por Victoria Hernández

En las últimas semanas se realizaron una serie de cuatro paros docentes, impulsados por las secciones de Suteba de Tigre, Bahía Blanca, Marcos Paz y la lista Multicolor provincial, en respuesta a la situación de ajuste y precarización laboral y educativa.

Mariano Hermida, delegado de Suteba y dirigente de Política Obrera, en diálogo con Diario NCO, comentó detalles sobre las actuales condiciones laborales de los docentes y amplió los pedidos por los que se llevan a cabo los paros.

Principales reclamos

La principal bandera que lleva la movilización es el pedido de un aumento salarial provincial de la mano con la reapertura de paritarias, para igualar los sueldos a la inflación, ya que, en palabras de Hermida, “la docencia literalmente no está llegando a fin de mes”.

“Exigimos que el salario mínimo por cargo sea igual al monto de la canasta familiar y que este indexado a la inflación”, sostuvo el delegado de Suteba y agregó: “El otro gran planteo es el rechazo a las reformas educativas que se están pretendiendo llevar a cabo, como es el caso de la implementación de la quinta hora en la escuela primaria”.

En este sentido, el dirigente de Política Obrera destacó que “esta reforma significaría que la jornada laboral va a ser de diez horas, porque la mayoría tiene doble cargo porque no llega con un sueldo”, y denunció: “Están haciendo una promesa de pago de un dinero en negro que aún no cobró ningún maestro”.

“Estas reformas son en realidad anti educativas y quieren convertir a la escuela en una guardería de niños, donde el contenido y la preocupación por la enseñanza, tienden a desaparecer, ya que tienen por finalidad adaptar al futuro egresado a un mercado laboral que esta en condiciones terribles”, aseveró el entrevistado.

Además, Hermida recalcó que en las escuelas primarias donde se esta implementando la hora adicional, el proyecto es un fracaso absoluto, ya que las escuelas no están listas para llevarlo adelante en materia de infraestructura y de refuerzo alimentario. “Es una movida electoral del gobierno de Kicillof para competir con Larreta por quien se queda con la bandera de la educación pública”, sustentó el dirigente.

Pedidos urgentes

Los y las docentes también luchan en contra del gran ajuste que se aprobó en el Congreso, que reduce el presupuesto educativo en 15 puntos, a tono con el acuerdo pactado con el FMI. “La situación que atraviesan los trabajadores de la educación y la educación pública en general es dramática, con solo ver los salarios docentes y el estado de las escuelas, se denota que el derrumbe es completo”, denunció Hermida.

Otra cuestión que se une al reclamo es que IOMA, la obra social de los trabajadores de la provincia de Buenos Aires, realice la cobertura de todas las prestaciones y mejore su servicio, ya que hay una gran demora a lo hora de otorgar turnos y cada vez hay que pagar más especialidades. En este sentido, el entrevistado manifestó que “es muy complejo para un docente atenderse por su obra social”.

También es uno de los pedidos que encabeza la medida de fuerza que el Estado garantice la protección de los docentes en su lugar de trabajo, ya que ante cualquier denuncia los maestros son desafectados del cargo sin ningún tipo de seguimiento u investigación. Por esto lo que solicitan es que “se establezca un protocolo sobre cómo avanzar ante las denuncias a los docentes y que se les brinde asistencia legal y psicológica”.

Juntos por la educación

Estas medidas de lucha son autoconvocadas, ya que los y las docentes no son citados por los sindicatos provinciales para llevar adelante la medida de fuerza, sino por secciones disidentes. “Se está dando un fenómeno interesante, en las escuelas la docencia realiza asambleas, se reúne, discute y vota adherirse a la huelga”, destacó Hermida.

“El paro del jueves 17 tuvo una adhesión casi total, de aproximadamente un 95%”, subrayó el dirigente y contó que paro a paro son cada vez son más los trabajadores educativos que se suman a la huelga para reclamar por sus derechos.

Fuente: telam.com.ar / porta.sur.com.ar

Te pueden interesar:
https://www.instagram.com/diarioncomatanza

https://facebook.com/diarionco

Publicaciones relacionadas

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Botón volver arriba