N° de Edición 7358
GBA

Se robaron veinte mil dólares en Castelar

TESTESTE
Se robaron veinte mil dólares en Castelar

Toman cinco rehenes y llevan a una de las víctimas hasta su empresa para robar 20 mil dólares. Una familia y dos albañiles que trabajaban en una vivienda de la localidad bonaerense de Castelar fueron tomados como rehenes por tres delincuentes que cometieron una entradera y que se llevaron cautiva a una de las víctimas hasta su empresa. Allí, se robaron veinte mil dólares.

LAUTARO GUIÑAZÚ

El hecho se viralizó ayer debido a la difusión de unas imágenes de una cámara de seguridad, pero ocurrió el primero de julio frente a una vivienda ubicada en la calle Pedro Goyena al 3200, a pocas cuadras de la calle Santa Rosa, en el límite entre los partidos de Morón e Ituzaingó.Gracias a las imágenes, se puede observar que dos albañiles estaban trabajando frente a la vivienda cuando al menos tres delincuentes armados los amenazaron y los hicieron ingresar a la casa, donde también se encontraba la familia, compuesta por un matrimonio y su hijo de veinticinco años.

Los asaltantes dejaron a la mujer, el joven y los dos albañiles con uno de ellos y los dos restantes se fueron con el dueño de casahasta las oficinas de su empresa con intenciones de robarle. La víctima es un ingeniero identificado como Sergio Laufgang, de sesenta y ocho años.

Según relató esta mañana a la prensa Laufgang, los delincuentes “estaban nerviosos, salvo el líder” de la banda, a quien describió como “el más equilibrado”.

“El que manejaba estaba muy nervioso. Fuimos hasta mi oficina, que queda a ocho cuadras. Entré y nadie se dio cuenta. Me desvalijaron la oficina”, comentó el hombre.

Aunque la víctima no quiso dar precisiones del monto que le fue sustraído, los investigadores indicaron que se trata de una cifra cercana a los veinte mil dólares.

“El dinero que les di los tranquilizó, pero también vieron que se les estaba yendo de las manos porque hubo gente que los vio”, sostuvo la víctima.

Tras ello, los delincuentes regresaron al hogar familiar, donde finalmente liberaron al resto de los rehenes y huyeron con el botín.

“Me amenazaron que me iban a matar a mí y a mi familia, pero no nos golpearon. A mi señora le bajó la presión, está traumatizada, se quiere ir a vivir a otro lado”, aseguró el hombre, quien agregó que en todo momento se mostró “calmo y sin miedo”.

El ingeniero dijo que cree que se trató de un hecho al voleo y descartó que los albañiles tengan algo que ver con lo sucedido, ya que los conoce “hace más de cuarenta años”.

Por último, el hombre acotó que en los últimos quince días hubo diecinueve robos en el mismo barrio donde reside, y concluyó: “Tengo cámaras y rejas, pero no alcanza”.

Fuente imagen: Google Maps.

Te pueden interesar:
https://diario-nco.com/radio

https://facebook.com/diarionco

 

Articulos relacionados

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Botón volver arriba