N° de Edición 7295
GBA

 “Este año no tenemos ningún apoyo por parte del Municipio para posibilitar la participación de los chicos”

TESTESTE
 “Este año no tenemos ningún apoyo por parte del Municipio para posibilitar la participación de los chicos”.

En el programa “Encontradas” que se transmite por FM Fribuay fueron entrevistados Maximiliano Privatera, profesor de la Escuela de Aeróbica Municipal de Morón; Melina Gómez, una de las alumnas, y Cintia Valdés, madre de tres niñas que también practican esta disciplina, con el objetivo de visibilizar lo mucho que se dificultó el desarrollo del deporte en los barrios en este último año.

Escuela de Aeróbica de Morón

La Escuela funciona desde el 2015 como un programa deportivo, es un ejemplo a nivel nacional y mundial dado que es una de las pocas escuelas de aeróbica de carácter público que hay en el país. Son menos de cinco, según el entrevistado.

El profesor relató cómo nació esta escuela. “En un principio, habíamos planteado llevar adelante una disciplina no convencional, principalmente en los barrios. La idea de que el Estado pueda estar presente para que los chicos a los que les es imposible llegar a los polideportivos municipales puedan tener dónde hacer esta actividad”.

“Presentamos la propuesta por medio del presupuesto participativo del municipio de Morón, hicimos una campaña por todos los jardines públicos, los colegios públicos primarios, repartimos volantes a todo el mundo”. Los profesores necesitaban que la gente sepa de la propuesta porque había que votarla.

Actualmente esta institución forma a 135 niños, no solo dando una herramienta de formación deportiva sino también de inclusión y contención. La alumna dijo: “Yo cuando empecé no sabía nada de la gimnasia aeróbica. Me comentó una amiga y entré con ella. Participo ya hace tres años en torneos, nos va bastante bien, tenemos varias coreografías”.

La madre también contó cómo cambió la vida de sus hijas a partir de esta política pública. “La experiencia como mamá es bastante satisfactoria, nos ayudó como familia. Yo tengo a una de mis nenas, de ocho años, que estuvo atravesando un problema psicológico bastante complicado y los profes nos ayudaron un montón. Necesitábamos realmente una contención y era el único lugar donde Mora podía expresarse, así que ahí ellos jugaron un rol súper importante”.

“Mora no hablaba con nadie, solamente dialogaba con la familia. Con los profes crearon un vínculo, Mora ahora puede desafiar a gente que no conoce y hoy compite. Quizás no podíamos costear un deporte, porque con tres nenas es bastante complicado, más con la situación económica que estamos viviendo”, agregó Cintia Valdés.

A los profesores, que están trabajando para el municipio de Morón, pero se ven obligados a ser monotributistas, se les adeuda cinco meses de sueldo y a pesar de esta situación siguen enteramente comprometidos en sus clases. Se estima que este año la participación de los niños costará más de 170 mil pesos, cálculo que no incluye la indumentaria.

Maximiliano Privatera habló sobre el rol del Municipio con respecto a la escuela. “Este año no tenemos ningún apoyo por parte del Municipio para posibilitar la participación de los chicos en competencias en representación del mismo Municipio. Años anteriores por ahí se contaba con algún micro, después teníamos que ver una forma de solventar lo demás. La participación de los chicos en las competencias implica gastos en la indumentaria y las inscripciones”.

“Los profesores también estamos en una situación complicada porque hace cuatro meses que no vemos un solo peso y hace cuatro años que no tenemos aumento salarial. Por el contrario, en estos cuatro años de Gobierno, nos aumentaron las horas de clases de los chicos por el mismo sueldo. Estamos trabajando más horas por el mismo monto, con lo cual el sueldo por hora es menor cuando creo que todos conocemos la realidad de lo que es la inflación”, denunció.

El profesor añadió: “Nosotros entregamos toda la documentación necesaria en enero y febrero. Ya estamos en agosto y ni siquiera tenemos el contrato. Estamos trabajando sin contrato”.

“En el Municipio están todos muy tranquilos diciéndome que se fijan qué se puede hacer porque están todos cobrando su sueldo en tiempo y forma, su obra social, tuvieron su aguinaldo, sus vacaciones pagas. Nosotros por ser monotributistas no tenemos nada de eso”. Privatera y su compañero no han obtenido respuestas de parte de la Dirección de Deportes del Gobierno de Morón a cargo de Jorge Vivas.

Cintia Valdés transmitió qué siente con esta situación: “Es una vergüenza. Claramente un trabajo precarizado, violando todo tipo de leyes laborales porque ya deberían estar en planta permanente, no se puede renovar esta situación continuamente. Todos los años estamos con este miedo de no saber si la escuela va a arrancar, porque no les pueden hacer firmar el contrato”.

Según contaron, estos trabajadores se encuentran desprotegidos y sin derechos, y por otro lado también se está vulnerando el acceso al deporte para los alumnos. “Desde el año pasado estamos trabajando en tres clubes distintos porque son muchos chicos y mucha demanda de horarios. Los chicos tienen que viajar para los tres clubes para ir a entrenar”, explicó el profesor.

Los chicos necesitan deporte y las familias intentan ocuparse de algunos de los gastos que tendría que estar solventando el Estado. “Nosotros no nos quedamos de brazos cruzados esperando a que llegue la ayuda que corresponde”. Los padres vendieron rifas, locro, empanadas y pastelitos el 25 de mayo para conseguir el dinero que necesitan.

Cuando es una actividad gratuita, las familias sin recursos pueden acercarse y encontrar allí un espacio con de profesionales para que los chicos no estén en la calle. El próximo mes comienzan los torneos y no se sabe si podrán cubrir todos los costos ante un Estado que no entiende que seguridad es incluir, contener e invertir en los jóvenes.

Fotos: FM Fribuay y moron.enorsai.com.ar.

Articulos relacionados

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Botón volver arriba