N° de Edición 7169
Fototitulares

San Justo: municipales, rebelión en la granja

San Justo: municipales, rebelión en la granja.

Después de más de dos meses de conflicto entre los trabajadores municipales, representados por el Sindicato, y el Municipio -donde se produjeron idas y vueltas, con una masiva movilización de más de 2000 trabajadores frente al Palacio Municipal, un paro por tiempo indeterminado que solo se cumplió por 24 horas pues fue declarada la conciliación obligatoria, con varias reuniones de delegados y asamblea en los lugares de trabajo- el mismo terminó con un acuerdo entre las partes que dejó algunas heridas entre los trabajadores.

El acuerdo firmado logró un aumento de un 25% al sueldo básico y dos bonificaciones de 5500 pesos para las categorías más bajas y 4 mil para las más altas a pagar en octubre y que no son remunerativas, es decir que no van para el aguinaldo y el sueldo de los jubilados.

La votación que se realizó en el sindicato con los delegados para aprobar esta propuesta según fuentes sindicales fue de 70% a favor y 30% en contra.

Descontento generalizado en el sector salud.

La forma en  que el gremio manejó las reuniones de delegados para lograr la aprobación, ha dejado mucho descontento, en las filas de los trabajadores, fundamentalmente del sector de salud, que es un  sector con mucho peso cuantitativo en el conjunto de los municipales, por su grado de concentración en los hospitales, y  son  quienes rechazan el acuerdo, por considerar insuficiente el aumento y se plantean proseguir con la lucha para alcanzar un salario al nivel de la canasta básica, que ronda los 46 mil pesos.

En conversaciones con Diario NCO, varios delegados de los hospitales municipales, manifestaron su malestar  por lo acordado y la forma en  que se  manejó la votación por parte del secretario General, Daniel Troncoso, e informaron que realizaran asambleas de los diferentes centros de salud para definir una estrategia común para continuar con los reclamos.

“Somos  los que estamos en primea línea en la lucha contra la pandemia y no estamos contemplados en nuestros reclamos de ninguna forma”,  es el sentimiento generalizado  entre estos trabajadores. En una recorrida por varios hospitales, nuestro medio recogió los siguientes testimonios:

Nelson Ramos, delegado del Hospital Teresa Germani

“El descontento es general en el sector salud. Al personal de salud no lo han cuidado durante la pandemia, no han tomado personal para reforzar los equipos, por eso venimos insistiendo en la necesidad con el faltante del recurso humano.  En el caso de nuestro hospital (Teresa Germani) está trabajando  el 50% del personal, no somos los únicos, ya que los otros hospitales municipales están en condiciones similares.

Y en cuanto al reclamo salarial, no acordamos con lo que firmó, el Secretario General, con el municipio. Fue muy desprolijo y manipulador por la dirección del sindicato, la forma de la votación para aceptar la propuesta. El viernes anterior, en una reunión de delegados, el resultado fue el 70% al rechazo y el 30% a la aprobación, y al lunes siguiente en la reunión de delegados el resultado fue inverso, y sin dar lugar a consultar a las bases en los diferentes lugares de trabajo.

El desacuerdo con la propuesta era tal que teníamos preparado con alrededor de 30 delegados una olla popular frente al municipio para continuar la lucha para que se mejorara  la oferta por la patronal. Entiendo que  el sindicato tenía que acompañar este estado de ánimo de las bases. Pero arregló sobre lo que ya había ofrecido Espinoza durante las negociaciones, y que se había rechazado que era del 25% al básico, no mas, que en vez de dos veces, ahora es en  una sola vez”.

Sueldos un poco superiores a la indigencia

“El aumento es sobre básicos de indigencia, en mi caso, soy enfermero con 14 años de antigüedad, con un título de Licenciado en Enfermería que no me reconocen y recibo 15.700 pesos de básico y  con el aumento  llego a un poco más de 21.000, es decir sueldos algo superiores a la canasta de indigencia.

Se trata de aumentar el básico a niveles dignos y desde ahí recomponer el salario. Nuestro sector de salud, rechazamos esta limosna de Espinoza y vamos a continuar insistiendo con lograr un salario que se aproxime a la canasta de pobreza que esta en 46 mil pesos para una familia tipo.

También queremos participar en la elaboración del Convenio Colectivo de trabajo, para lo cual Impulsamos la conformación de una Comisión que represente a los 4 hospitales para discutir las demandas especificas de los trabajadores de salud”, concluyó el delegado.

Graciela Amarillo, enfermera, delegada del Hospital del Niño

“Con este acuerdo que se ha hecho, seguimos los municipales con un sueldo que no llegamos a fin de mes. Si, es importante la salud para la población, el gobierno municipal, debería hacer un esfuerzo extraordinario para proteger a los que estamos en la primera línea, y así evitar complicaciones mayores en este ámbito.

Este reclamo lo iniciamos el 10 de marzo y no vemos una mejora sustancial de nuestras condiciones de trabajo y salario. Somos esenciales, pero no nos reconocen como tal, en el momento de definir nuestro ingreso”.

Lili Rajov, enfermera, delegada del Hospital Equiza

“Para nosotros el aumento es insuficiente. Estamos considerando por parte del sector salud como seguimos para continuar la lucha. Entendemos a los compañeros de otras dependencias como de cementerios, corralones, etc., que tuvieron que aceptar acuciados por la necesidad, pero no era lo que reclamábamos y necesitamos los trabajadores municipales.

Además, creo que nos justo que se tome por igual el voto de un lugar donde hay 10 personas que en un hospital que somos varios cientos. Nosotros exigíamos las paritarias para llegar a un sueldo básico de alrededor de 45 mil pesos, y que se implementa la Ley de Paritarias 14.656, para elaborar nuestro convenio colectivo de trabajo.

En salud vamos a pensar como seguimos con el objetivo de tener las paritarias en febrero del próximo año, elaborar como dije, el Convenio Colectivo de Trabajo y la efectivización de las plantas de trabajo. Entre nuestros reclamos esta el reconocimiento del titulo como enfermeras/os, ya sea universitarios, licenciados, que somos muchos en este Municipio y por esa razón recibimos un sueldo menor al que nos corresponde, si se nos reconociera la carrera como sucede en otros municipios de la Provincia”.

Te pueden interesar:
https://diario-nco.com/radio
https://facebook.com/diarionco.

 

Mostrar más

Articulos relacionados

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Botón volver arriba