N° de Edición 7124
Fototitulares

Pablo Pimentel: “No entiendo cómo es que Axel no le pidió la renuncia a Berni”

Pablo Pimentel: “No entiendo cómo es que Axel no le pidió la renuncia a Berni”.

El titular de la Asamblea Permanente por los Derechos Humanos (APDH) de La Matanza criticó el plan de seguridad para el conurbano que el presidente de la Nación, Alberto Fernández, anunció la semana pasada.

Apenas un día después de haberse destrabado el polémico conflicto con la Policía bonaerense, surgen incógnitas de cómo continuarán las relaciones del Estado con la principal fuerza de seguridad y quiénes se harán responsables de un suceso, por lo menos, histórico.

El anuncio oficial del Gobierno sobre un plan que promete garantizar la disminución de los delitos en las calles olvidó que las personas que se encargarán de poner el cuerpo para que esto se lleve a cabo arrastran, innegablemente, una enorme pérdida en el poder adquisitivo.

Sin embargo, ya con la cuestión salarial saldada para los oficiales, gracias al compromiso por parte de Alberto Fernández y de Axel Kicillof, otro interrogante tiene que ver con ese “plan de seguridad para el Conurbano” y si éste realmente puede llevar, de una vez por todas, tranquilidad a la sociedad.

El lanzamiento de este programa, no debemos olvidar, llegó luego de hechos graves que se están viviendo en la provincia de Buenos Aires: el hallazgo del cuerpo de Facundo Astudillo Castro y la fuerza policial bonaerense involucrada, el aumento desenfrenado de robos y las tomas generalizadas de tierras.

En entrevista radial con el programa “La Rebelión Fundamental”, el presidente de la APDH local, Pablo Pimentel, aseguró que el Gobierno nacional “se está equivocando” con la medida anunciada y que se están cometiendo “viejos errores”.

¿De qué se trata este plan?

El Programa de Fortalecimiento de Seguridad para el Gran Buenos Aires contempla el desembolso de 37 mil millones de pesos para, entre otras cosas, incorporar diez mil nuevos efectivos que se formarán en academias descentralizadas y que recuerda a lo que fue la Policía Local de Daniel Scioli.

Además, el dinero irá destinado a la construcción de doce Unidades Carcelarias, dos mil móviles policiales, cuatro mil “Paradas Seguras” y también se destinarán fondos a los diferentes municipios para la compra de insumos.

Pero, Pimentel, reprochó absolutamente el programa y anticipó: “Nunca, en ningún país del mundo, sea capitalista o socialista, con la inversión de 37 mil millones de pesos vamos a corregir esto”.

Por un lado, afirmó que la ampliación de plazas carcelarias no soluciona el problema del delito, así, señaló que “se van a construir doce cárceles para 5 mil plazas, otras dos para mil y más de diez alcaldías.Conclusión, va a haber un futuro encierro de 65 mil presos nuevos”.

En este sentido, el presidente del organismo de Derechos Humanos expresó su molestia con la medida debido a que el importante capital, que el Gobierno está próximo a desembolsar, no se destina “para trabajo, para inclusión o para cooperativas de liberados”.

La cooperativa Cimarrón

Pimentel, aprovechando la conexión con lo que venía exponiendo, se refirió a la experiencia que tiene el Partido con un joven que, por haber estado involucrado en delitos de robo,estuvo en prisión y, luego, cumpliendo una condena domiciliaria, le dio un giro distinto a su vida.

“Los padres de Gastón D´Andrea, hace 15 años, nos vinieron a ver en Peribebuy y Almafuerte, donde teníamos la sede, para decirnos si le podíamos pedir al juez que le déuna domiciliaria a su hijo porque era primario y tenían miedo de que lo maten”, inició relatando Pimentel.

Para continuar, el referente de la Asamblea agregó: “Fuimos a hablar con el juez, que nos creyó y este muchacho es, hoy, titular de una empresa que se llama Cimarrón y que está dando empleo a 45 personas y la condición para entrar a trabajar es deber tener antecedentes penales”.

La PyME deGastón sefundó durante su prisión domiciliaria porque aquel joven, contó Pimentel, “le pidió un torno a un tío y se dedicó a hacer bombillas y, preso en su casa, desarrollóuna de las principales empresas que hacetodo lo que tiene que ver con nuestra cultura criolla”.

Por este motivo, Pimentel reivindicó la idea de promover “cooperativas de liberados” porque responde a una política de Estado presente y es una manera de “atacar las consecuencias de un sistema perverso y de exclusión que genera plusvalía y ganancia en el 10 por ciento de la población y en el 90 por ciento restante genera pobreza, marginalidad”.

“Para ser policía hay que tener vocación”

Por otra parte, el otro punto que cuestionó Pimentel respecto al plan de seguridad tiene que ver con la incorporación de nuevos policías que se formarán en determinadas delegaciones repartidas en los diferentes municipios de la provincia.

“¿De nuevo van a preparar 10 mil personas en los municipios?Ya tenemos el resultado de lo que fueron los famosos `pitufos´ que entraron por una cuestión de laburo y no de vocación”, recordó Pimentel sobre una medida que había tomado el exgobernador, Scioli.

Una de las cosas que más le preocupan al dirigente es la poca preparación que pueden recibir los efectivos: “Para ser policía tenés que tener vocación. Ahora los pibes se van a meter porque tienen salida laboral y sueldo seguros, pero también es seguro que te puedan matar porque no te forman”.

Entre los señalamientos graves que hizo, Pimentel conoció de cerca el caso de un joven que patrullaba las calles de la localidad de San Justo y quien no sabía ni siquiera cómo “desarmar” su arma reglamentaria.

“¿Denuevo vamos a cometer el mismo error? Esto se lo anticipé a Fernando Espinoza cuando abrieron, en la Universidad Nacional de La Matanza,los cursos para la bonaerense. Señores, vamos a meter la pata otra vez”, se lamentó.

El saldo de esta política, el titular de la APDH los conoce: “Si no se forma bajo la filosofía del respeto a los Derechos Humanos y no hay un control político sobre la policía vamos a seguir teniendo unFacundo Castro, un Santiago Maldonado, un Luciano Arruga”.

“Yo lo lamento, como votante de Alberto Fernández y como admirador de sus primeros meses, enésta se equivocó. Y lo que no entiendo, todavía, es cómo Axel (Kicillof) no le pidió la renuncia a (Sergio) Berni”, concluyó.

Te pueden interesar:
https://diario-nco.com/radio
https://facebook.com/diarionco.

 

 

 

 

Mostrar más

Articulos relacionados

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Botón volver arriba