N° de Edición 7126
Fototitulares

La situación del Hospital Paroissien frente al Covid-19, ¿puede colapsar?

La situación del Hospital Paroissien frente al Covid-19, ¿puede colapsar?.

La médica pediatra del hospital, Valeria Bonetto, habló sobre la problemática del Paroissien ante la compleja situación de la pandemia.

Además, reclamó derechos laborales de los trabajadores de la salud que no se cumplen.

En diálogo con “Haciendo Radio”, una producción de Diario NCO que se emite de lunes a viernes de 10.30 a 13 por la 20.20 NCO Radio (https://diario-nco.com/radio/),La pediatra referente de CICOP PAROISSIEN contó la situación preocupante del Hospital Paroissien en cuanto al coronavirus y confirmó que por ser trabajadores esenciales muchos derechos quedaron relegados.

“El Hospital Paroissien es una muestra de lo que está ocurriendo en toda la Provincia de Buenos Aires”. La falta de personal para atender a los pacientes de terapia intensiva es uno de los problemas más grandes por los que atraviesa el Hospital matancero.

Debido a la compleja situación que está transitando no solo La Matanza, sino toda la Provincia en relación al Covid-19, el Paroissien cuenta con nuevas camas que requieren cuidados y aparatología para casos graves, pero faltan quienes asistan a los pacientes. Están las camas, faltan los médicos.
“Venimos padeciendo desde hace años una baja en el presupuesto de salud y por supuesto que la pandemia agudiza toda esta deficiencia y la falta de personal y de recursos hace que no le podamos dar la calidad de atención que merece la población”, confesó Bonetto.
“Cuando tenemos enfermedades graves se precisan camas críticas y en La Matanza,  siempre el promedio de ocupación está por encima del 80 por ciento. Tenemos otras camas con respiradores, pero no tenemos personal”, manifestó

Y agregó: “Después tenemos camas que fueron equipadas con todo lo que necesita una cama crítica, pero de esas 15, solo están funcionando 6 por la falta de personal. Eso hace que no podamos actuar como  deberíamos, con una eficiencia al ciento por ciento,  porque no podemos ocupar todas las camas”.

¿Se podrá evitar el colapso sanitario?

 

 

 

 

 

 

 

Además, confirmó que el hospital tiene en promedio  “entre el 50 y 60 por ciento” de personas internadas por coronavirus. “Esta última semana ha bajado el promedio porque muchos pacientes se pudieron ir a sus casas porque tienen cuadros leves, no tienen que estar internados, y entonces puede bajar a 40,  pero más o menos gira alrededor de eso”.

También aseguró que algunos pacientes fueron derivados a otros hospitales o a clínicas privadas en donde la demanda “no es tanta”. “Hay una distribución de los pacientes de acuerdo con la necesidad”.

Por otro lado, admitió que si bien no llegaron a un colapso, los valores de contagios que se dieron en los últimos días son “preocupantes” y el riesgo existe. “Nos preocupa muchísimo la cantidad de gente que está circulando en la calle porque vemos que es incontrolable la multiplicación del virus”.

Asimismo, sostuvo que la posibilidad del colapso cada vez es mayor y que mientras más contagios existan  es mayor la posibilidad de que la gente “caiga” en los Hospitales y no haya “respuestas”.
“Cuando el paciente está grave y existe la posibilidad, se lo traslada a otro lugar o se los reubica en el hospital, pero siempre estamos en el límite”.

“En Matanza va aumentando la cantidad de fallecidos, de camas ocupadas. Yo comprendo la necesidad de la gente que necesita trabajar, pero las personas salen innecesariamente. Muchos adolescentes están circulando, pero no toman conciencia de la situación”, reprochó la médica.

El reconocimiento que realmente necesitan

Por último, la referente de CICOP reclamó numerosos derechos laborales que le quitaron al personal de salud por ser “trabajadores esenciales”. “Sacaron el derecho de tomar licencias a lxs trabajadorxs que tienen factores de riesgo”.
“Tengo compañerxs asmáticxs o diabéticxs que no pueden tomarse la licencia por ser trabajadorxs esenciales y eso es muy grave porque muchas personas que fallecieron, fue debido a que no les otorgaron la licencia y es algo que CICOP viene peleando desde el inicio de la pandemia» afirmó.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Como trabajadores y trabajadoras de la salud, tenemos que estar a disposición, nos pueden reasignar a otro lugar y no tenemos derecho a tomar licencias cuando correspondería. Inclusive, las embarazadas, al inicio de la pandemia,  tenían que trabajar, no tenían derecho a la licencia, pero lo  hemos logrado con la lucha. Seguimos insistiendo y peleando para que se pueda extender al resto de lxs trabajadorxs que lo necesiten» aseguró.

“Estamos muy expuestos, vulneran nuestros derechos y además como trabajadores no tenemos llamado a paritarias. De los 1500 que necesitábamos, entraron solo 700 trabajadores al sistema de salud y de modo precarizado.  Ni siquiera son cargos legítimos”, dijo.

“Venimos muy mal porque hay gente que está triste, estamos también muy cansados emocional y físicamente y nos dicen que somos esenciales, pero no nos reconocen como trabajadores con derechos”, disparó.

Imagen: Diario NCO

Te pueden interesar:
https://diario-nco.com/radio
https://facebook.com/diarionco.

 

 

Imagen: Diario NCO

Mostrar más

Articulos relacionados

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Botón volver arriba