N° de Edición 6893
Cultura

Los Palabristas de hoy y de siempre: Wang Wei

Los Palabristas de hoy y de siempre: Wang Wei.

Estimados lectores: gracias por acompañarnos nuevamente con su lectura a través de Diario NCO desde un sector de Los Palabristas de hoy y de siempre, revista literaria que fundé y dirijo desde el año 2001.

Por Mónica Caruso. Tapiales

carussomonica@gmail.com

La reseña biográfica de la semana es sobre Wang Wei (701– 761) fue un poeta chino clásico. Conocido a veces como «El Buda poeta», oriundo de la provincia de Shanxi, fue un famoso poeta, músico, pintor y estadista de la Dinastía Tang.

Su apellido era Wang, su nombre de pila era Wei. Wang eligió el nombre de cortesía Mojie, y firmaría sus obras Wang Weimojie porque Wei-mo-jie era una referencia a Vimalakirti, la figura central del sutra budista con ese nombre.

 En este libro sagrado del budismo, que está redactado parcialmente en la forma de un debate con Mañjuśrī (el Bodhisattva de la Sabiduría), un laico, Vimalakīrti, expone la doctrina de Śūnyatā, o vacío, a una asamblea que incluye arhats y bodhisattvas, y luego culmina con la enseñanza sin palabras del silencio.

Vida

Wang Wei es especialmente conocido como poeta y pintor de la naturaleza. De sus poemas, unos cuatrocientos sobreviven: estos fueron coleccionados primero y originalmente editados en un corpus por su hermano menor, Wang Jin, por orden imperial.

De sus pinturas, no existen especímenes autentificados, aunque hay evidencia de su trabajo a través de influencias en pinturas posteriores y descripciones de sus pinturas.

Sus talentos musicales fueron muy apreciados, aunque nada sobrevive de su música, excepto los informes. Además, tuvo una exitosa carrera como funcionario judicial. Finalmente, se convirtió en budista Zen devoto y vegetariano. Wang Wei pasó diez años estudiando con el maestro Chán Daoguang.

Obras

Wang Wei era famoso tanto por su poesía como por sus pinturas, sobre lo cual Su Shi acuñó una frase: «La calidad de los poemas de Wang Wei se puede resumir como, los poemas tienen una pintura dentro de ellos.

Al observar sus pinturas se puede ver que, dentro de la pintura hay poesía».

Es especialmente conocido por sus composiciones en el género de poesía

Shanshui, la escuela de poesía de paisaje, junto con Meng Haoran; sus nombres de familia se combinaron en una forma de referencia mutua y se los conoce comúnmente como «Wang Meng» debido a su excelencia en la composición poética, como contemporáneos.

En sus últimos años, Wang Wei perdió interés en ser estadista y se involucró más en el budismo y sus poemas reflejaron su enfoque en la práctica Zen / Chan, por lo que se le denominó póstumamente como el «Poeta Buda».

Sus trabajos se recogen en la Antología del Secretario General Wang, que incluye 400 poemas.

Pintura

pintura china.

Wang Wei ha sido históricamente considerado como el fundador de la Escuela Sureña de Arte Paisajístico de China, ​una escuela que se caracterizó por fuertes pinceladas en contraste con lavados de tinta claros.

Destacó en la pintura de imágenes de personas, bosques de bambú y paisajes de montañas y ríos. Sus obras en general eran realistas en su representación de los temas. El logro artístico de sus pinturas de paisajes es muy alto.

No ha sobrevivido ninguna de sus pinturas originales, aunque sí copias de trabajos atribuidos a su mano, así como paisajes con cualidades similares.

Poesía

Wang Wei fue un «gran maestro» del jueju: muchas de sus cuartetas representan escenas silenciosas de agua y niebla, con pocos detalles y poca presencia humana.

Expertos comentan que su arte confirma la belleza del mundo, a la vez que cuestiona su realidad última.

También establecen una comparación entre la engañosa simplicidad de sus trabajos y el camino Ch’an hacia la Iluminación, el cual se construye con una preparación cuidadosa, mas se logra sin esfuerzo aparente.

Uno de los famosos poemas de Wang Wei es «Un solo corazón» dice:

Un solo corazón

Cuando esas bayas rojas del sur,

Enjoyen las ramas en primavera,

Llévate a casa un brazado, en mi recuerdo,

Como un símbolo de nuestro amor.

Colección del río Wang

Algunas de las poesías más famosas de Wang Wei se hicieron como una serie de cuartetas escritas por él a las que su amigo Pei Di escribió cuartetas de respuesta.

Juntos, forman un grupo titulado La colección del río Wang y también a veces se las conoce como los «poemas de Lantian», por el nombre real de la ubicación de la hacienda de Wang, en lo que ahora es el condado de Lantian.

Los poemas están inspirados en parte por el hogar lantiano de Wang y las características de su vecindario y por sus correspondencias con otros lugares y características.

Sin embargo, los poemas tienden a tener una simplicidad engañosa para ellos, mientras que en realidad tienen una gran profundidad y complejidad al examinarlos más de cerca.

Los poemas recogen alegóricamente el viaje de un poeta, presumiblemente el que hicieron Wang Wei y su amigo íntimo, Pei Di.

Representan mucho más que un simple viaje, y ha inspirado a generaciones de poetas, incluyendo recientes adaptaciones en la actualidad.

Referencias Culturales

Influencia en el Este

Wang Wei tuvo una amplia influencia en China y su área de influencia cultural, particularmente en términos de pintura en tinta monocromática y en términos de su poesía engañosamente simple y perspicaz con influencia budista.

Wang Shimin y Wang Yuanqi, de los Seis Maestros del período Qing, pintaron trabajos al estilo de Wang Wei, y copiaron sus pinturas ya que «copiar a antiguos maestros fue visto como la piedra angular del entrenamiento artístico».

En la Dinastía Ming, Dong Qichang incluyó el estilo de Wang Wei en sus pinturas a partir de los viejos maestros.

Uno de los poemas de Wang Wei, llamado Weicheng Qu o «Canción de la ciudad de Wei», se ha adaptado a la famosa melodía musical Yangguan Sandie.

La versión más famosa de esta melodía se basa en una canción para guqin publicada por primera vez en 1864, pero se remonta a una versión de 1530.

La influencia duradera de Wang Wei se ve en el poema de la muerte del maestro de haiku japonés Yosa Buson:

Canto de curruca de invierno;

Hace mucho tiempo Wang Wei

También lo oía

 Influencia en Occidente

La poesía de Wang Wei, en traducción, formó la inspiración para el último movimiento Der Abschied del penúltimo trabajo terminado del compositor austríaco Gustav MahlerDas Lied von der Erde.

La poesía de Wang Wei, encontrada en las obras de Ernest Fenollosa, también proporcionó inspiración para el poeta estadounidense Ezra Pound en la creación del Método ideográfico de Pound.

Fuente: Wikipedia

Poemas

Poemas del rio Wamg

El hueco del muro Meng
Nuevo hogar este Muro Meng
Viejos árboles -algunos sauces murientes aún-
¿Y quién vivirá aquí en el futuro
Para aflijirse en vano por aquel que le precediera aquí?

Colina Huatzu

Pájaros volándose hacia espacios interminables
Colinas alineadas todos los colores del otoño otra vez.
Subo hasta la Colina Huatzu y vuelvo a descender-
¿Será que mi tristeza jamás se terminará?

Parque de las magnolias
Colinas otoñales tomando lo último de la luz
Pájaros volando, el macho siguiendo a la hembra
Brillantes verdes aquí y allá distintos
Las nieblas del atardecer no tienen lugar de descanso.

Casa de madera de damascos
Damascos rectos y ásperos cortados para hacer los tirantes
Fragantes juncos tejidos para hacer el techo
Tal vez las nubes se forman en estas vigas

Y van y hacen la lluvia entre los hombres.

Colina de Bambú

Altos bambúes reflejados en las serpeantes aguas
Así el ondulante río vira azul y verde
Somos invisibles en la huella de la Montaña Shang-
Algo que ningún leñador entendería.

La fruta se está formando roja y aún verde
Y es como si las flores estuviesen abriéndose de nuevo
Si yo detuviese a un visitante en estas colinas
Podría ofrecerle esta copa de cornejo.

Parque de los venados
Colinas vacías, nadie a la vista Solamente ecos de voces humanas-
Con la luz regresando al bosque profundo
La cima del musgo verde se enciende de nuevo.

En los claros Bajíos de Piedras Blancas
Varas verdes casi al alcance de la mano
La gente a ambos lados del río. Lava aquí su seda bajo la brillante luna.

Casa del bosquecillo de Bambú
Sentado solo en los oscuros bosques de bambúes
Toco mi laúd y canto y canto. Hondo en los bosques donde nadie sabe que estoy
Pero la clarísima luna viene y brilla sobre mí.

Ladera de las magnolias
Flores de loto en la punta de las ramas
Envían bermellón a través de las colinas
-La casa del valle vacía, no queda nadie allí-
Por todas partes por todas partes florecen y caen.

La dama XI
Ningún favor real actual podría borrar
La memoria del amor que ella alguna vez conociera.
La visión de una flor llenó sus ojos de lágrimas.
No le habló una sola palabra al Rey de Chu.

Queridos lectores espero que les haya gustado este pequeño vuelo literario.

Aquellos interesados en publicar material de su autoría en Los Palabristas de hoy y de siempre, deben enviar sus escritos como adjunto en Word a la dirección electrónica siguiente: carussomonica@gmail.com. Letra Arial 12. Título de la obra, nombre apellido o seudónimo. Facebook: Revista literaria Los Palabristas de hoy y de siempre Que tengan un excelente inicio de semana. Hasta la próxima.

Deja tu comentario:

Tags
Mostrar más

Articulos relacionados

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

[fbcomments]
Close