N° de Edición 7241
Cultura

Los Palabristas de hoy y de siempre: León de Greiff

Los Palabristas de hoy y de siempre: León de Greiff.

Estimados lectores: gracias por acompañarnos nuevamente con su lectura a través de Diario NCO desde un sector de Los Palabristas de hoy y de siempre, revista literaria que fundé y dirijo desde el año 2001.

La reseña biográfica de la semana es sobre Francisco de Asís León Bogislao de Greiff Häusler (MedellínColombia22 de julio de 1895 – BogotáColombia11 de julio de 1976).

Conocido como León de Greiff, fue uno de los más destacados poetas del siglo XX en Colombia.

Utilizó diferentes seudónimos para firmar sus obras, entre los cuales Leo Le Gris, Matías Aldecoa, Sergio Stepanski y Gaspar von der Nacht son los más conocidos. De Greiff fue de los primeros impulsores del movimiento literario, en 1915

los Panidas de Medellín.

Grupo de 13 intelectuales de ideas renovadoras en literatura y arte que iniciarían las nuevas tendencias en dichas disciplinas en Colombia.

En ese movimiento participaron, además, personajes como el filósofo Fernando González y el caricaturista Ricardo Rendón.

La poesía de León de Greiff busca la sonoridad y es rica en propuestas lingüísticas asimiladas por algunos críticos al culteranismo o neobarroco poético.

De una amplia cultura, de Greiff utilizó un vocabulario y giros del castellano antiguo, no siempre fáciles de comprender, así como profundos conceptos filosóficos varios, tanto de Occidente como de Oriente, a los que acudió desde su juventud.

Fundación de los Panidas

De Greiff hizo sus primeros estudios en el Liceo Antioqueño adscrito a la Universidad de Antioquia y, después, comenzaría la carrera de ingeniería en la Escuela Nacional de Minas (incorporada a la Universidad Nacional de Colombia desde 1939).

Para aquel entonces una institución de educación superior independiente de donde sería expulsado junto a otros estudiantes en 1913 por «subversivos y disociadores».

Ese mismo año fue secretario privado del general Rafael Uribe Uribe, amigo personal de su padre, hasta poco antes de su asesinato.

Su nombre también figura entre los muchachos liberales que se enfrentaron en batalla campal e incruenta contra los muchachos conservadores del sacerdote español Cayetano Sarmiento en la Plazuela de San Ignacio el 11 de mayo de 1913.

El jefe improvisado del bando rojo era el jovencito León de Greiff.

En febrero de 1915 Los Panidas, que eran trece muchachos, publican su revista literaria con dicho nombre, de la cual los tres primeros números tienen como director a de Greiff y los siete números restantes a Félix Mejía Arango.

Es en esta revista en donde publica su primer poema «Balada de los Búhos Extáticos», en el cual ya se manifiestan el léxico poco usual, la ironía, el humor, el intenso lirismo entre arcaico y novísimo que caracteriza su poesía.

El poeta antioqueño definió así el propósito del movimiento literario:

«Nos animaba, ante todo, un propósito de renovación. Por aquellos tiempos la poesía (y el arte, añade el cronista actual) se había hecho demasiado académica.

Nos parecía una cosa adocenada, contra la cual debíamos luchar. Fue esencialmente ese criterio de generación lo que nosotros tratamos de imponer», León de Greiff

Pero la vida del primer movimiento literario y artístico modernista de Colombia duró sólo seis meses. En junio de 1915 se editó el último número de la revista y ese mismo mes León de Greiff se trasladó a la ciudad de Bogotá

Comienzo de sus obras

Su pasión por la estadística y la contaduría le permitió ocupar cargos medios en diversas oficinas públicas durante décadas, mientras se empezaba a consolidar como uno de los intelectuales y bohemios más conocidos del país.

Asimismo, se desempeñó como profesor de literatura y redacción de la Facultad de Ingeniería de la Universidad Nacional (19401945), y de historia de la música en el Conservatorio de esta misma institución.

Tras su fallecimiento, la universidad le rendiría perenne homenaje al darle su nombre al Auditorio Central.

Su obra fue intensamente polémica, debido a la experimentación permanente en cuanto a la forma, el estilo y el vocabulario que solía utilizar. Aún hoy, la crítica literaria no conviene un lugar definido de su creación.

La discusión oscila entre el modernismo hispanoamericano y las vanguardias, principalmente.

En este último estadio, Juan Felipe Toruño adhiere el término sinfonismo como otro de los ismos a considerar en vanguardias literarias, siendo su único exponente León de Greiff.

Ejerció un modesto cargo diplomático en Suecia a fines de la década de 1950. En 1970 se le concedió el Premio Nacional de Poesía y fue postulado al Premio Nobel de Literatura. ​

Obras

Tergiversaciones (1925) Libro de Signos (1930)

Variaciones alrededor de nada (1936) Prosas de Gaspar (1937)

Fárrago (1954) Bárbara Charanga (1957)

Bajo el signo de Leo (1957) Nova et vetera (1973)

Poemas

León de Greiff

Canción nocturna

En tu pelo está el perfume de la noche
y en tus ojos su tormentosa luz.
El sabor de la noche vibra en tu boca palpitante.

Mi corazón, clavado sobre la noche de avenuz.

La noche está en tu frente morena, erguida y frágil
y en tus brazos que un vello sutil aterciopela.

La noche está en recónditos parajes de tu cuerpo:
-la noche perfumada de nardo y de vainilla y de canela…

La noche está en tus ojos brunos, iridiscente:

constelaciones bullen en su vivaz burbuja.
La noche está en tus ojos brunos, cuando los cierras:
noche definitiva, noche agorera, noche bruja.

En tus oídos, toda la música de la noche
se refugia, y te arrulla con su vago susurro.
En tus oídos, toda la música de la noche,

y en tu voz, y en tu risa, y en tu tácito llanto…

En tu frente, su angustia latente insomne yerra,
y en tu pecho amoroso su tormentosa luz.

En la noche sortílega, sortílego discurro…
El sabor de la noche vibra en tu boca palpitante.
Tus manos son dos pálidas lunas sobre mi frente.

Clavos en ti me clavan , oh Noche deleitosa!
noche…! tibio madero de mi cruz!

::::::

Vieja romanza

Oh gracia de tu rítmico cuerpo gozado un día!
Oh misterio inasible de tus ojos sedeños!

(Me persiguió tu hechizo por ilusos y lueños
países encantados que holló mi fantasía…)

Oh gracia de tu cuerpo que ritmó la alegría

para danzar la Danza Única de mis Sueños!
(Cuando adivino la dura negación de tus ceños
me refugié en las nébulas de la Melancolía…)

Perfume de tu cuerpo, que lo sexual integra!
Perfume de tu tórrida cabellera nocturna!
Y tu boca! (En tu boca naufragó mi albedrío )

No perfuma tu boca mi inútil noche negra!
(Tal vez con ella tope mi boca taciturna
en algún ilusorio lunario señorío…

Fuente: Wikipedia / a media voz

Queridos lectores espero que les haya gustado este pequeño vuelo literario.

Aquellos interesados en publicar material de su autoría en Los Palabristas de hoy y de siempre, deben enviar sus escritos como adjunto en Word a la  dirección electrónica siguiente: revistaliterarialospalabristas@gmail.com. Letra Arial 12. Título de la obra, nombre apellido o seudónimo. Facebook: Revista literaria Los Palabristas de hoy y de siempre. Que tengan un excelente inicio de semana. Hasta el próximo lunes.

Te pueden interesar:
https://diario-nco.com/radio
https://facebook.com/diarionco.

Mostrar más

Articulos relacionados

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Botón volver arriba